Windows 10 sale a la conquista

Microsoft presentó una versión que por fin podría contentar a los usuarios, luego de años de quejas por cambios poco populares. También unos lentes holográficos con potencial revolucionador
Si en los últimos años alguien criticó a Microsoft por falta de innovación y, sobre todo, por no considerar a sus propios clientes en el desarrollo de nuevos productos, seguramente ahora tendrá que dar marcha atrás con las quejas. La compañía dirigida por Satya Nadella presentó esta semana una nueva generación de Windows que se adapta a todos los dispositivos, una pantalla gigante con sistema touch y unos lentes holográficos que, según dicen quienes ya lo probaron podrían ser el comienzo de una nueva forma de interactuar con la computación, fuera de los límites de un dispositivo y combinando la realidad “real” con la realidad virtual.

Pero empecemos con Windows, el producto estrella de Microsoft y el que convirtió a la empresa en lo que es hoy: un gigante tasado en más de US$?350.000 millones, cuyo software es usado por 1.500 millones de personas en todo el mundo. En la última década, en particular desde el lanzamiento de Windows Vista, Microsoft fue muy criticada por incluir novedades que no parecían las más “usables” o al menos razonables para sus usuarios.

Con Windows 10 la empresa parece haber comenzado a escuchar a sus usuarios, algo que su propio CEO reconoció en el lanzamiento. “Windows 10 marca el comienzo de la era de una computación más personal en un mundo dominado principalmente por los dispositivos móviles y la nube”, señaló.
Windows 10 marca el comienzo de la era de una computación más personal en un mundo dominado principalmente por los dispositivos móviles y la nube", dijo Satya Nadella, CEO de Microsoft

La nueva versión no tiene fecha cierta de lanzamiento, pero seguramente podrá comenzar a utilizarse en el otoño del norte. Para quienes tengan las versiones 7, 8.1 u 8.1 de Windows Phone, la actualización será gratuita si se realiza durante el primer año. Este es un cambio radical en la estrategia de la compañía, que tradicionalmente ha cobrado todos sus upgrades; además es una buena manera de lograr que miles actualicen rápidamente. Quienes lo hagan podrán seguir sumando las mejoras de por vida en el dispositivo en el que tengan instalado Windows.

A continuación, una lista de algunas de las novedades que incluirá Windows 10:

Cortana se incorpora a la PC y a la tableta


Este asistente digital –equivalente al Siri de Apple y al Google Now de Android– solo funcionaba en los smartphones con Windows Phone, pero ahora estará disponible en las PC y tabletas con Windows 10. El usuario le habla o escribe a Cortana para que realice ciertas acciones y le devuelva información de diferente tipo.

Spartan, nuevo navegador


La nueva versión de Windows 10 vendrá con un nuevo explorador, llamado Project Spartan. Microsoft intenta dar nuevamente guerra en un mercado en el que supo ser líder absoluto pero que, en los últimos años, ha sido dominado por Chrome de Google y Firefox de Mozilla. Spartan tendrá algunas novedades ante su competencia, como la posibilidad de hacer anotaciones mediante el teclado o con un “lápiz” directamente en la página web que, además, podrán ser compartidas. También incluye una vista de lectura sin distracciones, un servicio que hasta ahora ofrecen otros navegadores mediante extensiones –por ejemplo Readability o Instapaper que permiten leer el artículo en un diseño simplificado, con o sin conexión.

El regreso definitivo del botón de Inicio


Si bien ya lo había intentado con la versión 8.1, Windows 10 resucita definitivamente el popular botón que ha acompañado a los usuarios desde la primera versión. Matarlo parece haber sido peor que eliminar al galán de la telenovela de la tarde. También se vuelve a la transparencia entre las capas; por ejemplo, al abrir el menú de inicio se puede ver debajo el escritorio.

El nuevo botón combina lo mejor de la vieja interfaz con lo mejor de la moderna, basado en apps y no solamente en íconos de escritorio.

Office en todos lados


Ahora el popular set de programas que incluye Excel, Word y PowerPoint, entre otros, se adaptará completamente a la experiencia táctil. Esto será sobre todo muy aprovechable en Excel y PowerPoint, que hasta ahora eran bastante complicados de manejar en dispositivos con pantallas touch.

2 en 1


Windows 10 pasará fácilmente de su modo teclado/mouse al modo táctil. El sistema captará cuando el usuario haga el cambio y se adaptará; en la demostración bastó con retirar el teclado de la surface para que cambiara el modo.

Aplicaciones universales


Fotos, Videos, Música, Mapas, Contactos, Mensajería, Correo y Calendario se verán igual en todos los dispositivos, aunque estas apps estarán adaptadas a los tamaños de pantalla. El contenido se almacenará y sincronizará a través de OneDrive, la solución en la nube que Microsoft ofrece sin costo (hasta 15 GB), lo que hará que una tarea que se empieza en una PC, por ejemplo, pueda terminarse en un smartphone o en una tableta. La app de fotos tiene algunas funciones interesantes, como la de eliminar duplicados o crear álbumes basados en el lugar, momento y las personas que aparecen en las imágenes.

Las primeras repercusiones de todas estas novedades generaron un clima de buena onda que desde hacía tiempo no se percibía en torno a Microsoft. “Queremos evolucionar del hecho de que la gente necesite Windows, a que la gente elija Windows y adore Windows”, se dijo el miércoles. Otro gran desafío para la empresa que fundó Bill Gates, que en sí mismo también ayuda a renovar sus metas.

 


Holo lens: ficción real


 

La gran sorpresa del evento en el que se lanzó Windows 10 no fue tanto la nueva versión de este sistema operativo, sino un sistema de computación holográfico que utiliza un dispositivo llamado HoloLens. Desde el miércoles no hay experto en tecnología –ni siquiera los de la exigente publicación especializada Wired– que no cante loas sobre esta plataforma que promete cambiar la forma en que los humanos interactuamos con la computación: de un dispositivo a hacerlo en medio del mundo real a través de imágenes holográficas.

Los HoloLens funcionan con la voz pero también con gestos. En la demostración, la mujer que probó estos lentes los usó para crear un modelo holográfico en 3D de un dron, que luego fue enviado a una impresora 3D para que tomara forma real.



 

Comentarios