Una romántica y científica propuesta matrimonial

En un nuevo video en internet, un científico se arrodilla para pedir matrimonio a su novia bajo el cielo de Islandia, donde se despliega el hermoso espectáculo de colores de una aurora boreal


La aurora polar surge cuando partículas que llegan cargadas desde el sol chocan con los átomos de la atmósfera terrestre a mayor altitud, donde un campo magnético se encarga de desviar dichas partículas. El resultado es que el cielo de los polos norte (aurora boreal) y sur (aurora austral) se tiñe de luces verdes, violetas y turquesas durante la noche, un fenómeno atmosférico que el científico estadounidense Alex Rivest decidió usar por su potencial romántico.

Es que el experto en neurociencia usó ese espectáculo visual como escenario para una importante proposición: bajo la aurora boreal del cielo de Islandia, Rivest le propuso matrimonio a su novia, todo lo cual quedó registrado en un video realizado por él mismo.

Empleando la técnica de time lapse (por la cual se captan imágenes a determinados intervalos de tiempo), el científico grabó y editó varias imágenes del fenómeno en el cielo, que en el video se suceden rápidamente. Casi al final, se ve la figura recortada de su novia y él, y la escena de la propuesta, que sucede de forma muy rápida: Rivest arrodillándose frente a su novia, luego de pie otra vez, luego la pareja abrazándose.

Según informó el sitio Space.com, el científico tomó las imágenes durante varios días y noches en setiembre de 2012, con una cámara Canon 5D Mark II y Canon 40D. Es que, además de ser un hombre de ciencias, el estadounidense también es amante de la fotografía y el cine.

Luego del abrazo, en el que se ve la figura de ambos recortada en el cielo multicolor, el autor del video no necesitó explicar cuál fue la respuesta de su novia ante la romántica y orginal forma de pedirle que sea su esposa.

Acerca del autor

Comentarios