Un "extreme makeover" para BlackBerry

Un navegador más rápido, una mejor experiencia a la hora de teclear y la capacidad de mantener separados el trabajo y los gustos personales, son la promesa de Research in Motion para el nuevo smartphone
Fruto de una crucial y largamente esperada renovación de Research in Motion (RIM), fabricante del smartphone BlackBerry, la compañía canadiense ha hecho varias promesas: un navegador más rápido, una excelente experiencia a la hora de teclear y la capacidad de mantener separados el trabajo y los gustos personales en el mismo teléfono.

Thorsten Heins, director general de la empresa, dará a conocer el primer smartphone con el nuevo sistema BlackBerry 10 el miércoles en Nueva York. Repetidas demoras han dejado a la alguna vez pionera BlackBerry como un remedo a la sombra del vanguardista iPhone de Apple y de los teléfonos que usan el sistema Android de Google.
Los viejos modelos se vuelven obsoletos rápidamente", dijo Colin Gillis analista de BGC Financial. "Aún hay una amplia base de usuarios, pero se irán. La cuestión es: ¿a dónde emigrarían?"

Ahora, hay algo de optimismo. Avances del software han recibido críticas favorables en distintos blogs, en tanto los analistas financieros han empezado a vislumbrar una pequeña posibilidad de un regreso. Las acciones de RIM casi se han triplicado a unos US$ 16,30 por acción desde setiembre, cuando alcanzaron el punto más bajo en nueve años, aunque sigue casi 90% por debajo de su punto más alto de US$ 147, en 2008.

La mayoría de los analistas consideran crucial el éxito de BlackBerry 10 para la viabilidad de la compañía a largo plazo.

"Los viejos modelos se vuelven obsoletos rápidamente", dijo Colin Gillis analista de BGC Financial. "Aún hay una amplia base de usuarios, pero se irán. La cuestión es: ¿a dónde emigrarían?".

Hasta que llegó el iPhone


El teléfono multiusos BlackBerry, precursor en 1999, ha dominado el mercado de los usuarios de negocio. Los directivos de tecnología de información de las corporaciones prefieren el teléfono porque son relativamente seguros y fáciles de administrar.

Sin embargo, cuando apareció el iPhone en 2007, fue evidente que los teléfonos podían hacer mucho más que solo enviar correos electrónicos y hacer llamadas. Abrió la puerta a los juegos, música y películas. Luego llegó Android a ofrecer incluso más opciones. Aunque la gente de tecnologías de información de los corporativos aún prefiere el BlackBerry, los empleados empezaron a llevar sus propios teléfonos al trabajo, una tendencia que, reconoce Heins, RIM tardó en aceptar.

Ahora, RIM rediseñó el sistema para adoptar las aplicaciones y la multimedia, junto con una pantalla sensible al tacto que prevalecen actualmente. El nuevo sistema operativo promete una mejor capacidad de ejecutar múltiples programas en simultáneo, incluso superior que la del iPhone o los teléfonos con Android.

Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios