Twitter y el odio en las redes

La actriz Leslie Jones abandonó la red social luego de recibir comentarios violentos y ofensivos
Un usuario menos en Twitter parece no tener demasiado impacto en la popularidad de la red social. Pero cuando Leslie Jones decidió abandonar su cuenta, Jack Dorsey, CEO de la compañía, tomó cartas en el asunto. La actriz de Cazafantasmas consideró que su vida sería mucho mejor sin Twitter, luego de una oleada de críticas e insultos sexistas y racistas por su aparición en la película.

"Saben, voy a dejar de bloquearlos para que puedan verlos por ustedes mismos", fue el mensaje que tuiteó a sus 189 mil seguidores. "No podrán creer la maldad". Y comenzó a retuitear una enorme cantidad de imágenes, mensajes y videos que la comparaban con gorilas o que la calificaban como fea y poco graciosa. Finalmente publicó: "Me voy de Twitter con lágrimas y el corazón roto. Todo por hacer una película. Podrán odiarla pero toda la 'mierda' que he tenido que soportar hoy... No está bien".

Su iniciativa despertó la atención de otras celebridades y de Dorsey, quien decidió cerrar la cuenta de uno de los principales promotores de la aversión a Jones. Sin embargo, el hashtag #LoveforLeslieJ (#AmorparaLeslieJ) solo se hizo viral gracias a que la actriz forma parte de una privilegiada esfera de influencias.

Frente a este caso que adquirió notoriedad pública, Twitter anunció: "Este tipo de comportamientos no están permitidos en Twitter, y hemos tomado acciones en muchas de las cuentas que fueron reportadas tanto por Leslie como por otros. Confiamos en que las personas denuncien este tipo de comportamientos, pero continuamos invirtiendo mucho en mejorar nuestras herramientas y sistemas de ejecución para prevenir este tipo de abuso".

El acoso cibernético es común en una red social como Twitter que permite a sus usuarios enviar comentarios a otros usuarios sin que estos los sigan. Y la enorme cantidad de cuentas, identificadas o anónimas, hace que sea incluso aún más difícil moderar los mensajes.

Twitter, junto con Facebook, Google y Microsoft, ya se habían comprometido con la Unión Europea a revisar y borrar los mensajes que inciten al odio en menos de 24 horas desde que se recibe el reporte. Con esto, se pretende frenar la tendencia al racismo y la xenofobia en las redes sociales, que parece estar en auge.

Desde 2015, Twitter suspendió más de 125 mil cuentas por difundir amenazas o promover actos terroristas, para lo cual cuenta con un equipo para combatir este tipo de contenidos. Karen White, responsable de Política Pública en Europa de Twitter, dijo: "Hay una gran diferencia entre libertad de expresión y expresiones que incitan a la violencia y al odio, estas van en contra de las leyes de Twitter".
Pero las políticas de la empresa no son suficientes para cambiar la situación. El usuario mismo puede reportar cuentas o tuits que inciten al odio. Si Twitter cumple con su promesa, estos serán borrados en menos de 24 horas.

Cómo reportar abusos en perfiles y tuits

Abra el perfil o el tuit que desea reportar. Seleccione el ícono de engranaje para perfiles o el ícono de tres puntos para tuits. Seleccione la opción "Reportar" y luego seleccione el tipo de problema que desea notificar (por ejemplo, "Comportamiento abusivo" y "amenazas violentas"). Si selecciona la opción "Es abusivo o perjudicial", Twitter pedirá que proporcione información adicional sobre el problema.

También puede pedir que seleccione otros tuits de la misma cuenta para disponer de más contexto para evaluar el reporte. Una vez que haya enviado su reporte, Twitter le proporcionará más recomendaciones sobre las acciones adicionales que puede tomar para mejorar su experiencia en Twitter.

Populares de la sección