Steve Jobs llega a la pantalla grande

Este viernes se estrena la primera película sobre la vida del fallecido cofundador de Apple, interpretado por el actor Ashton Kutcher, quien admitió sentirse sorprendido por detalles de la vida del gurú tecnológico


Ashton Kutcher puede ser más conocido por sus papeles de comedia en las series televisivas That '70s Show y Two and a Half Men, pero el actor de Hollywood ha dado un giro dramático en su nueva película Jobs en la que encarna al visionario cofundador de Apple, Steve Jobs. La película se estrena este viernes en los cines de Estados Unidos y a partir de la semana siguiente en Latinoamérica.

Kutcher, de 35 años, quien tiene un gran parecido físico con el joven Jobs, confesó que como fan del trabajo de Jobs, se sorprendió al saber detalles de la vida del presidente ejecutivo de Apple.

"Cuando leí el guión, Steve era un tipo al que admiraba realmente, pero mostraba siempre lo mejor de sí mismo, y me sentí desconcertado. Realmente admiro lo que es y lo que ha hecho. De alguna manera, quiero proteger el legado de un hombre al que admiro", dijo Kutcher.
Tuve que interpretar al hombre que se convirtió en el tipo que todo el mundo recuerda", dijo Kutcher, quien interpreta a Jobs en la película

"También he tenido el reto de interpretar a un hombre que en gran medida todavía está en el espíritu de la época (...) Tuve que interpretar al hombre que se convirtió en el tipo que todo el mundo recuerda", añadió.

Jobs, dirigido por Joshua Michael Stern, que se estrena el viernes, resume los 30 años definitivos del cofundador de Apple, que revolucionó la forma de escuchar música con el iPod y las computadoras personales con la Macintosh.

Jobs, quien ayudó a convertir a Apple en una de las marcas más reconocidas del mundo, murió en el 2011 con 56 años después de luchar contra un cáncer de páncreas.

Fidelidad


La película narra la vida del gurú tecnológico desde el año que abandonó la universidad en 1973 para crear la compañía Apple Computer con su amigo Steve Wozniak tres años después y la posterior ascensión de la empresa a la vanguardia de la industria de la tecnología.

También toca aspectos de la vida personal de Jobs, como su difícil relación con su ex novia Chrisann Brennan, interpretada por Ahna O'Reilly, y su negativa inicial a aceptar la paternidad de su hija, Lisa.

"Hemos sido honestos tanto en la parte buena de Jobs como en sus fallos", dijo Kutcher, quien añadió: "Intentamos contar la historia que le hacía justicia y mostramos lo que supuso su contribución pero tampoco evitamos mostrar los aspectos de Steve Jobs que no eran tan maravillosos, ni bellos, ni sexys", añadió.
Intentamos contar la historia que le hacía justicia y mostramos lo que supuso su contribución pero tampoco evitamos mostrar los aspectos de Steve Jobs que no eran tan maravillosos, ni bellos, ni sexys", afirmó el protagonista

Kutcher se ha ganado una cierta fama de serio en Silicon Valley al invertir en nuevas empresas, como las redes sociales Skype y Foursquare con su fondo de capital riesgo A-Grade.

El actor dijo que encontró analogías entre él mismo y Jobs, dado que ambos salieron de la universidad un "aprecio por el arte y la tecnología".

Sin embargo el actor, que estudió los gestos, la dieta y el modo de andar de Jobs para el papel, dijo que tuvo problemas para transmitir la inteligencia informática del pionero.

"Steve Jobs es mucho más inteligente que yo, por lo que al interpretar a un tipo tan genial tenía mucho miedo de disminuir su brillantez con mi actuación", admitió el actor.

Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios