Sony centra su E3 en superproducciones y realidad virtual

El casco PlayStation VR llegará al mercado en octubre a un precio de US$ 399
Grandes juegos e impulso de la realidad virtual, esa es la estrategia de Sony para el futuro a corto plazo de su consola PlayStation 4, a la que llegarán God of War, The Last Guardian y la nueva creación de Hideo Kojima.

Las superproducciones han sido las protagonistas absolutas de la conferencia de Sony celebrada en Los Ángeles, en la jornada previa a la apertura de la feria de videojuegos E3, aunque la realidad virtual también ha tenido sus minutos de gloria en el Shrine Auditorium.

La tecnológica japonesa ha anunciado que el casco de realidad virtual PlayStation VR llegará al mercado el próximo 13 de octubre a un precio de 399 dólares y que antes de que termine el año habrá 50 videojuegos compatibles.

En el futuro, el catálogo de PlayStation VR contará con Resident Evil 7: Biohazard -completo para realidad virtual-, Batman Arkham VR, contenidos de Final Fantasy XV, una misión de Star Wars Battlefront y los disparos en el extraño planeta de Farpoint.

Resident Evil 7 biohazard

"2016 es un momento trascendental para la realidad virtual", ha indicado el responsable de Sony Computer Entertainment América, Shawn Lyden.

Pero el grueso del evento de Sony se ha dedicado a los juegos que llegarán en el futuro a la consola PlayStation 4, tanto de desarrollo propio como de compañías terceras.

El primero que ha despertado la ovación del público ha sido God of War, que vuelve a la palestra tras una ausencia de varios años: en esta ocasión, el guerrero Kratos está en la nieve, acompañado de su hijo pequeño y rodeado de dragones y criaturas extrañas.

Pero cuando el Shrine Auditorium de Los Ángeles se ha venido abajo ha sido tras la aparición del creador japonés Hideo Kojima: tras abandonar Konami, el padre de Metal Gear se ha aliado con Sony para desarrollar un título del que apenas se sabe que se llamará Death Stranding.

Spiderman sony afp.JPG

Además de lo nuevo de Kojima, Sony ha desvelado otros dos videojuegos completamente inéditos: Days Gone y Detroit Become Human.

Day Gone es un shooter protagonizado por un mercenario que se enfrenta en solitario a hordas de zombis que corren tras él sin descanso, mientras que Detroit Become Human es la nueva historia del estudio francés Quantic Dream (responsable de Beyond: Two Souls y Heavy Rain).

Además, Sony ha anunciado que habrá un Spiderman exclusivo para PS4 y concretado que The Last Guardian, el proyecto en el que el creador de Ico, Fumito Ueda, lleva años trabajando verá finalmente la luz el 25 de octubre.

Y la tecnológica ha querido contentar a los jugadores más nostálgicos con la remasterización para PS4 de los videojuegos de Crash Bandicoot, que también formará parte de la franquicia infantil Skylanders.

En otro orden, la única presencia femenina de la conferencia ha llegado con Horizon: Zero Dawn, protagonizado por una mujer que ha de abandonar su tribu y enfrentarse a terribles bestias robóticas.

Otra ausencia, además de la femenina, ha sido la de los títulos independientes. Sony, bastante implicada en el desarrollo de videojuegos alternativos, no ha dedicado en esta ocasión ningún espacio a explicar los proyectos innovadores de los estudios pequeños.

Frente a su rival Microsoft, que ha presentado esta mañana dos nuevas versiones de su consola Xbox One, Sony ha centrado el discurso de PlayStation en juegos y realidad virtual: "En esta edición de E3 contamos con el catálogo más potente de juegos", ha sostenido el consejero delegado de Sony Computer Entertainment, Andrew House.

House adelantó la pasada semana en una entrevista a Financial Times que Sony trabaja en una nueva versión de PlayStation 4 compatible con juego en 4k, pero que no daría detalles acerca de esa nueva máquina en esta edición de E3.
Fuente: EFE

Populares de la sección