"Siri, tenemos que hablar"

Apple busca un nuevo guionista para enriquecer la lengua de su icónico sistema de reconocimiento de voz, una asistente personal virtual que vive en el iPhone
Siri es capaz de encontrar los restaurantes más cercanos de tu barrio, sabe si va a llover o si estará soleado el fin de semana, te recuerda el cumpleaños de tu suegro y hasta puede contarte chistes. Sin embargo, la asistente personal virtual de Apple es todo menos espontánea y eso no se debe a su carácter de autómata.

El secreto está en el guión que esa voz femenina que sale del iPhone recita como si se tratara de una conversación de humano a humano. Por eso, la compañía de Cupertino decidió buscar un nuevo guionista que sea capaz de reinventar el repertorio de Siri para ayudarla a “enriquecerse y evolucionar”.

Al menos así lo explicó la compañía de la manzana en la sección de empleos de su web, donde hasta hace poco había un comunicado en el que invitaba a postularse, informó el sitio especializado 9to5Mac. El anuncio, que ya fue removido, pedía “una persona singularmente creativa”, que combinara “amor por el lenguaje, los juegos de palabras y las conversaciones con experiencia”.

El pedido dejaba en claro cuál es el objetivo: que Siri desarrolle “un carácter distintivo, reconocible”. En otras palabras, Apple quiere que Siri tenga estilo, resume el periódico Washington Post.

Pero no se trata solo de una cuestión de deseos, sino de necesidad. Es que Siri no está sola en el mercado de los sistemas de reconocimiento de voz, que ya han sido incorporados por otros gigantes tecnológicos como Google con Google Now y Samsung con S Voice.

Reforzar el lazo


Según una encuesta realizada a mil usuarios, 57% admitió sentir una “conexión personal” con sus teléfonos, recoge el diario The Huffington Post.

Intentar llevar a Siri a niveles cada vez más humanos no es más que una búsqueda por reforzar la relación que las personas ya tienen con sus iPhone. No en vano 60% dijo preferir asistentes “reales” y cerca de la mitad quiere, además, que la hagan reír. Para eso, Apple ha recurrido al camino lógico: pedirle a un ser humano que piense y redacte lo que Siri no puede pensar sola.

 


Chistes Siri


Siri puede no tener toda la personalidad que a Apple le gustaría, pero lo cierto es que tampoco es una asistente aburrida. Por ejemplo, si uno le dice en inglés: "Siri, te amo", el sistema responderá: "Oh, apuesto a que le dices eso a todos tus productos Apple". Entre el stock de bromas que puede hacer, están los clásicos chistes anglosajones de "knock knock", como:

Usuario: Siri, contame un chiste "knock knock".

Siri: Knock knock.

Usuario: ¿Quién está ahí?

Siri: Joshua.

Usuario: ¿Joshua, quién?

Siri: Joshua, no hago chistes "knock knock".


Comentarios