Samsung reducirá su gama de smartphones

Las ganancias de la compañía surcoreana cayeron 74% y ahora apuntará a producir menos modelos y más baratos
Samsung, líder mundial de los smartphones pero sometido a la creciente competencia de productores chinos, reducirá considerablemente su oferta en este sector y producirá una gama menos cara y por tanto más asequible en los países emergentes.

Este giro estratégico fue confirmado el martes por un portavoz del gigante surcoreano y presentado en conferencia en Nueva York por su responsable de relaciones con los inversores, Robert Yi. Según el ejecutivo, Samsung, que registró una caída de cerca del 50% de sus beneficios netos en el tercer trimestre, quiere reducir entre un cuarto y un tercio el número de smartphones que lanzará al mercado en 2015.
Durante las buenas épocas, todos los teléfonos Galaxy se vendían bien, lo que incitó a la empresa a sacar varios modelos diferentes. Pero ahora las cosas se han complicado y ya no funcionan así", constata Lee Seung-woo, analista de IBK Securities

"Durante las buenas épocas, todos los teléfonos Galaxy (de Samsung) se vendían bien, lo que incitó a la empresa a sacar varios modelos diferentes. Pero ahora las cosas se han complicado y ya no funcionan así", constata Lee Seung-woo, analista de IBK Securities en Seúl, citado por la agencia Dow Jones. Samsung no precisó el número exacto de modelos afectados por la reducción.

Paralelamente el grupo aumentará fuertemente la producción de sus teléfonos inteligentes menos caros, para competir con los modelos chinos de Huawei, Lenovo o Xiaomi.

"Ya era hora" de que el gigante surcoreano redujera sus costes, algo indispensable para "estabilizar sus márgenes", opinó Robert Cihra, analista de Evercore ISI, citado por el Wall Street Journal.

"Un momento difícil"


En efecto, la división de teléfonos móviles de Samsung registró un beneficio operativo de 1,75 billones de wons entre julio y setiembre, frente a los 6,7 billones de hace un año, es decir una caída del 74%. La facturación en el mismo período fue de 24,6 billones de wons frente a los 36,6 billones de hace un año, un retroceso del 33% .

Según el gabinete IDC, Samsung sigue siendo el líder mundial pero su cuota de mercado pasó de 35% en 2013 a poco menos del 23% actualmente, por delante de Apple (12%), mientras las marcas chinas no cesan de ganar terreno.

A finales de setiembre, bajo la presión de Apple, que acababa de anunciar haber vendido más de 10 millones de teléfonos iPhone 6, Samsung adelantó la salida al mercado de su Galaxy Note 4, un teléfono con pantalla gigante, con el objetivo de mantener su liderazgo mundial.

El director de ventas y marketing de la división de teléfonos, Lee Don-Joo, reconoció entonces que el grupo "vive un momento difícil". Su modelo Galaxy S5 no habría tenido el éxito esperado.

La reestructura de Samsung


Samsung produce otros productos como chips y electrodomésticos pero más de la mitad de sus beneficios provienen de la telefonía móvil.

Las medidas anunciadas este martes son alentadoras para el grupo surcoreano, pero hará falta tiempo para que den resultados tangibles. "No se puede reorganizar de la noche a la mañana toda una producción" destaca el analista Lee Seung-woo.

Este martes, la acción de Samsung terminó en alza de 1,34% en la bolsa de Seúl, donde el principal índice Kospi cerró la sesión con una ganancia de 1,20%.

Comentarios