¿Quién es el youtuber PewDiePie?

El joven de 25 años es la primera persona en llegar a las 10 mil millones de vistas en su canal de videos
Si el nombre Felix Kjellberg o su seudónimo PewDiePie no le suenan, es tiempo de actualizarse. En los últimos tres meses, este youtuber de 25 años fue tapa de la revista Variety y objeto de un perfil emitido por ESPN. Escribió un libro para adolescentes que ingresó a la lista de los más populares de Amazon un mes antes de su lanzamiento. Y este domingo agregó un nuevo récord a su currículum: se convirtió en la primera persona en alcanzar las 10 mil millones de vistas en YouTube. Para tener una idea de la dimensión de su hazaña, hay 7 mil millones de personas en la Tierra.

La popularidad de Kjellberg se debe a un grupo muy específico de fanáticos: adolescentes a los que le gustan los videojuegos. Por eso, cuando en 2012 un programa le pidió a un grupo de adultos que miraran los videos del canal de PewDiePie, sus reacciones fueron una mezcla de incredulidad, desconcierto y fastidio.

"Su humor es algo que simplemente no entiendo", dijo una vez la propia madre de Kjellberg. "Veo que en los comentarios dicen: 'Miren el minuto 4:26. Nunca me reí tanto en mi vida'. Voy hasta ese punto y no veo nada que se parezca a un chiste", agregó.

PewDiePie


¿Quién se ríe ahora?

Kjellberg nació en Gotemburgo, Suecia, en 1989. Sus padres son altos ejecutivos que lo alentaron a cursar en la competitiva Universidad Chalmers de Tecnología. Si bien estudió ingeniería industrial durante un tiempo, sus verdaderas pasiones eran el arte y los videojuegos. Dejar los estudios para filmarse jugando videojuegos fue, en sus propias palabras, algo "no sencillo" de discutir con sus padres.

Sin embargo, los videos de Kjellberg en YouTube fueron un éxito casi desde el principio. En 2010 creó PewDiePie y empezó a subir videos de sí mismo jugando videojuegos de terror que narraba de una forma exagerada y absurda.

Para 2011 su fama ya era internacional y un año después se había mudado de la casa de sus padres y salía con una de sus fanáticas. Se trataba de la italiana Marzia Bisognin, quien es actualmente una celebridad de YouTube por su propio mérito. Desde entonces, Kjellberg ha erigido la mayor audiencia de la plataforma de videos de Google y hasta firmó un contrato con Maker Studio, propiedad de Disney. En 2014 ganó más de US$ 7 millones, tanto dinero que sintió la necesidad de justificarse mediante un video de seis minutos de duración.

PewDiePie dinero

Ese video, publicado hace dos meses, sirve para entender qué hace Kjellsberg. Si bien suele ser descrito como un relator de videojuegos, es más atinado llamarle vloguer (video bloguer) de temas de interés general, alguien cuyo atractivo radica en su estilo de vida y actitud frente a cámaras.

Sus videos van desde filmaciones cortas sobre críticas de juegos en primera persona o conversaciones con su novia Bisognin, hasta extensos monólogos sobre su vida personal en Bristol, Inglaterra. Pero, en términos generales todos comparten dos cosas: su jerga (los fanáticos son "hermanos", por ejemplo) y su tratamiento absurdo cualquiera sea el tema en cuestión.

La personalidad de Kjellsberg en YouTube es casi de un entusiasmo casi histérico, que se transmite a través de oraciones no guionadas, llenas de titubeos, falsos comienzos y malas palabras. Lo mejor es que el joven logra hacer una amplia gama de voces y acentos que despliega al azar.

La generación YouTube

Para mucha gente, incluyendo su madre, el éxito de Kjellsberg es desconcertante. No es un comediante particularmente ingenioso y sus críticas de videojuegos no son tan incisivas. Es que su popularidad va por otro lado.

Kjellsberg representa un valor cultural que es particularmente importante para la generación YouTube: se muestra 100% auténtico. Ver un video de PewDiePie es como escuchar a un amigo, pero no uno particularmente ingenioso o perspicaz, sino uno con el cual es divertido pasar el rato. Y todo parece demostrar que pasaremos mucho más tiempo con Kjellsberg.

PewDiePie

El joven supo describirse como tímido para dar entrevistas e incómodo por recibir mucha atención. Se ha mostrado escéptico a los esponsoreos, asociaciones, conferencias, entregas de premios y otras manifestaciones de la fama youtuber. En entrevista con la revista Icon, Kjellsberg se quejó de que su nivel de influencia era "casi aterradora" y no es para menos: los desarrolladores de videojuegos han detectado que cada vez que él menciona un título, sus ventas suben.

Sin embargo, el temor del joven por la fama parece estar cambiando. El 20 de octubre Kjellsberg lanzará un nuevo libro titulado This book loves you ("Este libro te ama") y, según rumores, está trabajando en su propio videojuego. Actualmente tiene congelado su canal de YouTube porque está rodando un programa televisivo. Además, cuando Variety lo nombró la estrella digital número uno, dejó de lado esa vergüenza mediática y aceptó ser fotografiado para la tapa.

"YouTube rompe la barrera entre la audiencia y el creador", dijo Kjellberg a la revista. "Ellos sienten una conexión con la persona a la que están viendo", agregó.

Más allá de lo que sienta la audiencia, los videos de Kjellsberg están funcionando. Al cierre esta nota, PewDiePie ya va 10.058.927.043 vistas. Y contando.

Fuente: The Washington Post