Preparados para el mundo en 360 grados

Los lentes y cascos de realidad virtual abrieron nuevas posibilidades al mundo del ocio y la cultura
A principios de este año, Ámsterdam se convirtió en la primera ciudad en tener un cine de realidad virtual. Los espectadores que quieren probar esta tecnología entran a la sala y se sientan en butacas giratorias. Una vez que se colocan los visores Samsung Gear VR y los auriculares, el silencio reina en la habitación donde no hay pantalla, pero no hace falta. Cada espectador puede disfrutar del visionado directamente en sus gafas en una experiencia que abarca todo el espacio posible, 360 grados. Hacia arriba, hacia abajo, en cualquiera de los lados a los que mire, la imagen rodea al espectador y lo envuelve para disfrutar de esta nueva forma de ver cine.

Aunque pueda parecer un experimento aislado, lo cierto es que todo apunta a que en un futuro bastante cercano las salas de cine de realidad virtual serán algo común. De hecho, el pasado mes de mayo se conoció el acuerdo entre Google e IMAX para desarrollar una cámara optimizada para grabar contenido VR con calidad de cine.

Un futuro cercano

¿Por qué Google estaría interesada en esta tecnología? "Podremos ir a trabajar a empresas virtuales, estudiar en universidades virtuales, por las cuales pasear y ver a nuestros compañeros, interactuar con ellos, sentirlos incluso, o tener una reunión con alguien de Japón en apenas un segundo, y crear juntos un diseño de ingeniería con herramientas imposibles en la vida real. Y puede sonar a ciencia ficción, o un futuro imposible, pero en cuanto te pones los visores, te das cuenta de que no es un futuro, sino que es algo que actualmente ya se puede hacer", asegura Yen Gálvez, director de la escuela y empresa de servicios Virtuales VR-EVO.

"Nos queda mucho para alcanzar una sensación de presencia real con olor, tacto y oído"

Por el momento, el sector del videojuego ha sido uno de los más mencionados al hablar de VR, y todo apunta a que seguirá beneficiándose de esta tecnología que seguirá evolucionando. "Las empresas que existen actualmente dedicadas a realidad virtual diseñan productos de todo tipo. Aplicaciones de turismo con videos 360, herramientas de entrenamiento médico y aplicaciones educativas navegando dentro de obras pictóricas. A largo plazo, nos espera el uso de realidad virtual en diferentes y múltiples ámbitos como el cine, la fisioterapia, la comunicación social, etc. Pero nos queda mucho para llegar a una sensación de presencia real con el olor, el tacto o el oído. Imagino que en unos años podremos alcanzarlo pero aún nos toca esperar", comenta Laura Raya, directora del Máster en Desarrollo para Realidad Virtual y Aumentada en U-tad.

Las grandes tecnológicas que ya han apostado por sus dispositivos, como HTC, tienen claro el potencial de la realidad virtual. "Creemos que es un nuevo medio que perdurará, dada la capacidad de hacer creer a tus sentidos que te transportas a otros mundos y realmente sentir que estás allí, afirma Antonio Muñoz-Tallón, responsable de Desarrollo de Negocio de RV de HTC.

A pesar de que la realidad virtual tiene más de 30 años, por el momento sólo hay cuatro tipos de visores que lideran el mercado, y alguno de ellos ni siquiera está a la venta por lo que no es difícil pensar en que estamos en el inicio de una nueva revolución tecnológica.

HTC Vive, experiencia envolvente

Los visores de HTC salieron a la venta en abril de este año. Se considera uno de los dispositivos más completos y que presentan una experiencia más real, gracias a su comodidad y el uso de dos mandos. Aseguran estar desarrollando una gama de contenido muy diverso en el mundo del videojuego, 'retail', educación, salud o en el sector del automóvil.

Samsung Gear VR, las más baratas

De entre los cuatro principales visores de realidad virtual del mercado, los de Samsung son los más económicos. Su precio responde a que también son las más sencillos y cuentan con un 'hándicap' importante: sólo funcionan con el teléfono inteligente de la compañía coreana, que se coloca en la parte delantera para poder visionar el contenido.

Oculus Rift, las gafas VR por excelencia

Los visores desarrollados por Oculus VR pueden presumir de ser los más completos y los que cuentan con más aplicaciones, pues a pesar de haber salido este año a la venta, los desarrolladores llevan tiempo trabajando con ellos y con sus posibilidades. Incluye dos juegos y el mando de la Xbox One.

Las esperadas PlayStation VR

Los amantes de los videojuegos, y más concretamente de la consola de Sony, esperan ansiosos al mes de octubre, cuando se pondrá a la venta el PlayStation VR. Estos visores están diseñados para revolucionar el concepto de juego en casa y todo apunta a que pueden conseguirlo.

Fuente: Expansión