Plan Ibirapitá entregó la tableta 100.000

También se anunció que Montevideo ingresará al programa el año próximo

El Plan Ibirapitá, el programa para introducir a la mayor cantidad de jubilados al mundo de la tecnología, entregó ayer la tableta 100.000 en la sede de la Asociación de Jubilados y Pensionistas del Cerro y Adyacencias, primer sitio dentro de la capital en el que se entregan dispositivos en el marco de esta campaña. Además, durante el evento se confirmó que Montevideo ingresará al programa en el correr del próximo año.

El evento comenzó a primeras horas de la tarde con un taller de formación, en el que los encargados de enseñarle a los jubilados de todo el interior del país, guiaron a los vecinos de Cerro a aprender a utilizar las tabletas.

El presentador y voluntario dentro del Centro MEC en Santa Rosa, Andrés Ramos, que fue partícipe de la formación de más de 4.000 jubilados dentro del Plan Ibirapitá en el departamento de Canelones, destacó que no es complicado enseñarle a los adultos mayores. "El proceso de aprendizaje es el mismo que para todas las personas, se cree que es distinto pero no, en realidad lo único que hay que tener es un poco más de paciencia", dijo.

Los formadores que asistieron al evento coincidieron en que esto no se debe a una capacidad inferior de los adultos mayores sino al prejuicio y miedo que tienen los jubilados. Sin embargo, luego de varias horas y talleres, los adultos mayores desarrollan las habilidades para manejar las tabletas con facilidad y las incorporan a su vida diaria.

En el grupo de más de 20 jubilados que se encontraba en el salón estaba el dispositivo 100.000 del Plan Ibirapitá. "Al ser un número especial, no quisimos que ningún jubilado en especial fuera el portador de ese aparato", dijo el presidente del Plan Ceibal, Miguel Brechner.

Además de la autoridad del programa, también asistieron al evento el presidente del Banco de Previsión Social (BPS), Heber Galli, el representante de los jubilados del BPS, Sixto Amaro, el ministro de Trabajo y Seguridad Social, Ernesto Murro, y el intendente de Montevideo, Daniel Martínez. La máxima autoridad del departamento añadió que la capital estará dentro del programa del Plan Ibirapitá en el próximo año.

"Se comenzó por el interior del país porque era una forma de igualar, y este es el verdadero objetivo tanto del Plan Ceibal como del Ibirapitá: ayudar a los más carenciados", sostuvo Martínez. Todas las autoridades presentes coincidieron que esperan llegar a las 200.000 tabletas en menos de dos años.

Hace unos días, el gobierno autorizó al Banco de Previsión Social a otorgar un "beneficio especial consistente en una canasta de fin de año" de $1.650 a jubilados y pensionistas que ganen menos de $10.020.


Populares de la sección