Peligro en el Día Mundial de los Océanos

Un estudio advierte sobre los altos niveles de dióxido de carbono, que ponen en riesgo la respiración de organismos marinos


Entre los 200 y 400 metros de profundidad, la respiración de organismos marinos se ve comprometida por los altos niveles de dióxido de carbono (CO2). Esta es la principal advertencia que surge en el Día Mundial de los Océanos, que se celebra este viernes.

La investigación, integrada por investigadores españoles y de la Pontificia Universidad Católica de Chile, se desarrolló en un sector de la corriente de Humboldt a lo largo de la costa chilena y revela cómo los niveles elevados de CO2 y la escasez de oxígeno agravan el estrés de la vida marina, a la vez que amenazan con perjudicar a la industria pesquera.

El trabajo, publicado en la revista Biogeoscience, se centra en delimitar la columna de agua en la que la combinación de estos factores restringe la capacidad de mantener la presencia de organismos marinos.

Ello se debe a que los océanos han absorbido cerca del 25% del CO2 emitido por el hombre, lo que ha provocado una alteración de la química de mares y océanos. Esto ha traído consigo una progresiva acidificación de las aguas, que constituye una amenaza para el plancton y organismos calcificantes como los corales (ver recuadro).

El grosor de la columna de agua podría ser aún mayor y la tendencia es que "siga aumentando", explicó la investigadora del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) español Eva Mayol.

El CSIC y la Pontificia Universidad Católica de Chile son miembros del Laboratorio Internacional en Cambio Global, un organismo que facilita la interacción entre investigadores iberoamericanos y españoles. El objetivo es comprender, predecir y formular estrategias de respuesta al impacto del cambio global sobre los ecosistemas marinos y terrestres del cono sur y de la península ibérica.

Nueva etapa para el cambio


El tema de la conmemoración del Día Mundial de los Océanos de este año es “Juventud: la nueva etapa para el cambio”.

La Organización Mundial de las Naciones Unidas (ONU) advierte sobre la importancia de los mares: “Constituyen más del 90% del espacio habitable en el planeta y son el hogar de multitud de formas de vida, desde la ballena azul, el animal más grande del planeta, hasta minúsculo microrganismos, incluyendo el fitoplancton, que proporciona el 50% del oxígeno de la tierra”.

Según la ONU, 60% de los grandes ecosistemas marinos que proporcionan servicios esenciales para el ser humano han sido degradados o están siendo utilizados de manera no sostenible.

 


Cuna de biodiversidad


Como hábitat natural de los organismos marinos, los mares también son cuna de biodiversidad. Algunos datos que proporciona la Unesco sobre los ecosistemas marinos:

• Se calcula que entre 50% y 80% de todas las formas de vida en la Tierra se encuentra bajo la superficie de los océanos.

• Si no hay cambios importantes, de aquí al año 2100 más de la mitad de las especies marinas podrían encontrarse al borde de la extinción.

• Las Áreas Marinas Protegidas son esenciales para la conservación de la biodiversidad en los océanos. Tan solo 1% de los océanos están protegidos.

• Los sitios marinos del Patrimonio Mundial representan, en superficie, un tercio del total de áreas marinas protegidas.

• Los arrecifes de coral son las enfermerías de los océanos. Son auténticos hogares de la biodiversidad a tal punto que algunos arrecifes tropicales pueden albergar hasta 1.000 especies por metro cuadrado.


Acerca del autor

Comentarios