Obras de arte, el nuevo negocio de Amazon

La empresa amplía su negocio sirviendo de intermediario entre compradores y galerías y marchantes de arte. Ya se pueden comprar más de 40.000 pinturas de autores como Claude Monet, Andy Warhol y Norman Rockwell
Después de los libros, las tabletas y el vino, el gigante estadounidense de las ventas minoristas online Amazon se lanzó este martes a la venta de obras de arte en internet.

Amazon, de hecho, servirá de intermediario entre compradores y galerías y marchantes de arte, a través de una plataforma web, donde más de 40.000 obras que ya están disponibles.

Los precios comienzan en los US$ 10 y pueden llegar a varios millones para un puñado de obras de artistas de fama mundial.

Así, Fragment de Nymphéas de Claude Monet se ofrece a US$ 2,5 millones y en el caso de pintores estadounidenses, un cuadro de Andy Warhol se cotiza a US$ 1,45 millones y uno de Norman Rockwell, el más caro de la colección, a 4,85 millones.

"Amazon Art da a las galerías un medio de llevar su pasión y su experiencia para los artistas que representan a nuestros millones de clientes", dijo Peter Faricy, vicepresidente de plataformas comerciales de Amazon.

El gigante minorista anunció que por ahora trabajará con más de 150 galerías y marchantes de arte con sede en Estados Unidos, Canadá, Reino Unido y Holanda.

En sus comienzos una simple tienda de libros en línea, Amazon ha diversificado mucho su actividad en los últimos años, con inversiones en una variedad de mercados. El grupo pone actualmente mucho énfasis en el contenido digital.

 


Negocio periodístico


 

La división de prensa del conglomerado de medios The Washington Post, que incluye al prestigioso periódico homónimo, será vendida al fundador y presidente de Amazon, Jeff Bezos, marcando el giro del negocio hacia internet y el fin de una dinastía al frente de la publicación.

Bezos compra a título personal (sin involucrar a Amazon) por US$ 250 millones la división de prensa del grupo The Washington Post.

"Decidimos vender después que, tras gestionar durante años las dificultades del sector, nos diéramos cuenta de que podría haber otro dueño que fuera mejor para el Post", dijo Donald Graham, presidente y director de The Washington Post Company, y nieto de Eugene Meyer, quien compró el periódico durante la Gran Depresión de 1933.

La noticia sorprendió a la industria, ya que Graham no había dado indicios de que el periódico (famoso por destapar el caso Watergate que causó la dimisión del presidente Richard Nixon en 1974) fuera a ser vendido, a pesar de las ganancias y suscripciones en caída.

"La conocida tecnología de Jeff Bezos y su talento para los negocios, su mirada a largo plazo y su integridad personal lo convierten en la persona (indicada) para ser dueña del 'Post'", agregó Graham.

Bezos dijo que mantendría a Weymouth, sobrina de Donald Graham y nieta de la legendaria editora del Post Katherine Graham, como presidenta ejecutiva y editora del periódico.


Comentarios