Los ocho videojuegos de fútbol más renombrados

La evolución de los juegos deportivos ha sido gigantesca en las últimas décadas

Los videojuegos de fútbol han vivido una gran evolución en lo que respecta a los gráficos y a la cantidad de movimientos que pueden realizar los jugadores.

Hay muchas opiniones encontradas sobre el tema: algunos dicen que la tecnología ha arruinado los juegos y otros que los de ahora imitan más la realidad de un campo de fútbol.

En los últimos 37 años hay varios títulos que han quedado en el recuerdo de todos y ocupan un lugar en el salón Pitch to Pixel (de la cancha al píxel) del Museo Nacional de Fútbol en Reino Unido; sin embargo no todos tuvieron éxito, recordó la BBC.

Intellivision Soccer (1979)

El Intellivision puede recordarse por su estructura extraña y particular, pues se parecía más a un sistema de aire acondicionado que a una consola de videojuegos.

Es considerado el primer videojuego de fútbol de la historia. Las figuras de los jugadores eran muy precarias; tenían forma de líneas, pero para la época fueron una total revelación.

El juego, también conocido como NASL Soccer, salió el mismo año en el que Trevor Francis, futbolista del Reino Unido, pasó del Bimingham City al Nottingham Forest, concretándose la primera transferencia por arriba del millón de euros (U$S 1,5 millones).

Pele Soccer (1980)

Este juego, denominado en distinción al futbolista brasilero Pelé, obtuvo un gran éxito.

El juego se fabricó para la consola Atari 2600 y traía grandes cambios con respecto al anterior. Se podía controlar la formación de tres puntos, cada uno representando un jugador, para lograr convertir el ansiado gol.

"Atari fue un tipo de compañía totalmente nueva. Fue la primera dedicada a los videojuegos en salir del Silicon Valley y lograron asociarse a Pelé", recordó el futbolista irlandés John O'Shea, presentador de la exhibición.

Gracias a Pele Soccer, se instauró la idea de relacionar los juegos con los futbolistas más reconocidos mundialmente.

Copa del Mundo de Nintendo (1990)

Este modelo fue un poco elemental, pues no contaba con ningún tipo de reglas para los jugadores controlados por los gamers. Esa característica llegaba al punto de que se podían aplastar entre los oponentes, atractivo bien recibido por los usuarios.

Los críticos lo consideraban más un juego de lucha que de fútbol, pero al estar basado en el mundial de Italia y estar dentro de los productos de Nintendo incentivó a la gente a jugarlo.

Sensible Soccer (1992) y Sensible World of Soccer (1994)

El Sensible Soccer marcó gran tendencia entre los videojuegos de varias categorías y cautivó a un gran porcentaje de público, que hasta la actualidad lo consideran un icono entre los juegos de fútbol.

La segunda entrega, Sensible World of Soccer, fue catalogada en 2007 como uno de los 10 títulos más importantes de todos los tiempos.

"No solo es un juego de fútbol brillante, sino uno de los grandes videojuegos de todos los tiempos", dijo O'Shea.

"Sus gráficos se veían atractivos y era muy fácil jugarlo por su velocidad. Su diseñador, Jon Hare, logró integrar dos aspectos que encontramos en los juegos de hoy, la acción en vivo y la forma de gestionarlo".

Championship Manager (1992)

El Championship fue el primer juego que integró acciones del mundo del fútbol, más allá del campo del juego. Se podían acordar contratos, planificar sesiones de entrenamiento y asignar números a los jugadores.

El videojuego, creado en 1992 por los hermanos Paul y Oliver Collyer, tuvo un gran impacto y su éxito fue inminente.

Esta edición y su sucesora, el Football Manager, lograron tal aceptación por el público que incluso fue citado en los juzgados como una causa de divorcio.

"Había una creencia que la industria de los videojuegos que el camino a seguir era centrando en la acción en el campo y no en el lado del manejo del equipo. Pero tras ser rechazados por EA (Electronic Arts) persistieron y le dieron a los aficionados de fútbol la oportunidad de ser técnicos, convencidos de que pueden hacerlo mejor que un entrenador de la vida real", señaló John O'Shea.

FIFA International Soccer (1993)

Hasta el momento es el juego de fútbol más comprado y jugado en el mundo. La evolución desde sus comienzos hasta la actualidad lo ha convertido en algo muy similar a la realidad.

Sus gráficos realistas y atributos adicionales para el juego, lo hacen una experiencia única.

"EA ya estaba produciendo algunos juegos deportivos de gran calidad. Pero cuando entraron al campo de fútbol cambiaron completamente la forma en la que se jugaba, desde una perspectiva similar al que uno estaba acostumbrado a ver los partidos en televisión", destacó O'Shea.

Pro Evolution Soccer (2001)

Este reconocido juego nació con el nombre de ISS Pro en la década de los 90 pero, con la llegada del nuevo siglo, la empresa productora Konami prefirió cambiarle el nombre a uno más atractivo, dando vida al Pro Evolution Soccer.

No posee todas las licencias necesarias como el FIFA para la utilización de imagen de futbolistas y clubes, pero gracias a su gran diseño se ha convertido en el principal rival de FIFA.

"PES ofreció un nuevo nivel de diversión y jugabilidad, que durante un tiempo se perdió en los FIFA, captando un grupo de aficionados que lo siguen considerando como el verdadero juego de fútbol. Es brillante", concluyó el curador de la exhibición en el Museo Nacional de Fútbol en Reino Unido.


Populares de la sección