Lo que hacen los animales cuando nadie está mirando

Investigadores fotografiaron y filmaron apariciones de especies autóctonas en su ambiente natural
Qué hacía un tamanduá a las cinco de la mañana por un bosque de Paso Centurión? ¿Por qué se detuvo un zorro gris una mañana de agosto en un claro entre los árboles? Todas estas preguntas pueden surgir luego de ver la serie de fotos y videos publicados por el grupo de investigadores de educación ambiental Jugando con la Naturaleza (JULANA). Gracias a la colocación de cámaras y la colaboración de los vecinos, este grupo consiguió retratar a diferentes especies autóctonas in fraganti en su ambiente natural.

Así pudieron encontrar a un aguará guazú o lobo de crin, una liebre, un gato montés, un tamanduá, un guazubirá, un mano pelada, además de varios roedores, aves y reptiles de la zona de Paso Centurión y Sierra Ríos, en Cerro Largo. El área fue declarada reserva departamental por Cerro Largo y también se propuso su ingreso al Sistema Nacional de Áreas Protegidas, aunque no se concretó aún.

Según cuenta el grupo, en el área hay 51 especies de mamíferos, que componen casi la mitad de la diversidad de este grupo en el país.

En el lugar se registró el último encuentro con un aguará guazú, "el cánido más grande de América del Sur, especie considerada posiblemente extinta en Uruguay por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza", según explica el grupo en un comunicado. Además, hay varias especies prioritarias para la conservación por el Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP).

Embed
Zorro Gris (Lycalopex gymnocercus)


Vecinos de la naturaleza

El proyecto no solo se trata de un acercamiento a los animales, sino también a los vecinos del lugar y su interacción con la fauna autóctona. Fue gracias a los vecinos que se obtuvieron las imágenes. Esto se logró con la colocación de "cámaras trampa", que tomaban una fotografía en el momento que detectaban el movimiento de algún animal a su alrededor.
Además, los vecinos de la zona han realizado sus propios registros de los animales en artesanías y adornos, relatos de encuentros y dibujos de los animales. "Partiendo de la idea que cada uno de nosotros conoce a los animales de diferente manera, resulta sumamente interesante recuperar esas formas que dan cuenta de la relación que mantienen los pobladores con la naturaleza", escribió el grupo.

Nuevos conocimientos

Una imagen capturada en un determinado momento puede decir mucho aunque no haya un fotógrafo detrás pensando en el encuadre. Es que el momento y lugar son una referencia para conocer sobre las temporadas de reproducción de las especies y así limitar las épocas de caza para no interferir con este período, vital para la conservación de especies.

La organización, que trabaja en la educación ambiental y utiliza actividades lúdicas para generar conexión entre las personas y su entorno, inició un proyecto en la zona llamado Fogones de Fauna. Lo que buscan es recolectar todos los registros de fauna –historias, anécdotas, fotos, dibujos o representaciones – de los habitantes de la zona y darlos a conocer para generar conciencia sobre la biodiversidad de la zona.

"Uruguay es uno de los países con menor desarrollo de Latinoamérica en áreas protegidas. Hay un atraso en su implementación y las que existen no son representativas de la biodiversidad existente", expresó el grupo. Y para ello, el trabajo, la colaboración y la educación de los habitantes de las diferentes zonas es vital.