Lenovo estuvo bien en comprar Motorola

El tiempo le ha dado la razón a la ambiciosa compañía china que el año pasado decidió diversificar sus productos y meterse en el mundo de los smartphones
Lenovo apostó a la diversificación más allá del débil mercado de las computadoras personales, con acuerdos para comprar la unidad de servidores de IBM y al fabricante de móviles Motorola, esfuerzos que le significaron más de US$ 5.000 millones. Sin embargo, la estrategia rindió sus frutos.

La ambiciosa empresa de hardware china informó el jueves que sus ganancias del primer trimestre crecieron un 23%, más de lo que esperaba los analistas, gracias a un alza de las ventas de teléfonos inteligentes.

El jueves Lenovo informó que sus ganancias netas subieron a US$ 214 millones en los tres meses que terminaron en junio, frente a los US$ 174 millones del mismo período del año anterior. El resultado superó las previsiones de US$ 202 millones de un sondeo a analistas de Thomson Reuters SmartEstimate.

El presidente ejecutivo de Lenovo, Yang Yuanqing, dijo que ve potencial para que las ventas de teléfonos inteligentes crezcan fuera de China, pero que no se lanzará en una carrera a costa de los márgenes de ganancias.

Lenovo reportó un crecimiento de un 39% de sus entregas de móviles gracias a las sólidas ventas en China. La empresa desplazó el año pasado al gigante surcoreano Samsung y se convirtió en el mayor proveedor de teléfonos inteligentes en China, según recientes estimaciones del grupo de investigación IDC.

Yang dijo el jueves que Lenovo dará prioridad a los mercados rentables fuera de China más que involucrarse en disputas con rivales "poco saludables" que no quiso identificar.

"China es todavía el mercado más importante para Lenovo, pero ahora tenemos oportunidades de mayor potencial fuera de China", dijo Yang.

Comentarios