Las impresoras 3D del Plan Ceibal

Este viernes se entregarán las primeras, que irán a los liceos y UTU que presentaron los mejores proyectos. Se podrán usar en todas las áreas, desde arte hasta robótica
"El cielo es el límite", en lo que a impresión 3D se trata, dijo a Cromo el director del Plan Ceibal, Miguel Brechner. Este viernes se comenzarán a entregar las primeras impresoras a las UTU y liceos que presentaron las mejores ideas.

Las impresoras serán más de 30 y entre los trabajos que se van a realizar está el proyecto de una UTU para realizar autopartes,  la idea de un liceo del Cerro de Montevideo de crear piezas de robótica  y un plan para prototipar modelos a escala relacionados a la ciencia en un liceo de Solymar.

“Tenemos más proyectos que impresoras, así que vamos a intentar cubrir las que faltan  para los proyectos que quedaron”, sostuvo el director del plan. Según explicó, las propuestas fueron alrededor de 100, de las que solo la mitad quedaron seleccionadas y se espera que en los próximos años sean dos o tres veces más los interesados en incorporar la impresora.

Hoy se comenzarán a entregar las primeras, en un evento que organiza el Plan Ceibal en el Liceo Nº 11 del Cerro. De acuerdo con Brechner, los costos de las impresoras varían entre US$1.200 y US$3.000 dependiendo de si imprimen con una o tres tintas. Entre las máquinas adquiridas hay de los dos modelos y depende del proyecto el tipo de impresora que se otorgue.

Para todas las asignaturas


Para imprimir se deberán seguir pocos pasos. Primero, está el diseño, que se realiza con un software especial y luego se lleva a otro programa que lo manda a imprimir, trazando el camino de las capas que formarán lo que se imprima. Lo que queda luego es que el aparato haga lo suyo.

El uso que se le dará a las máquinas dependerá de las instituciones que las reciban.  Se podrá trabajar en proyectos de todo tipo: arte, matemática, química, física, biología, robótica y hasta domótica.

Este programa se incorporará al LabTeD (Laboratorios de Tecnologías Digitales) y uno de los objetivos es fomentar la colaboración y el trabajo en equipo. “La impresora 3D es una tecnología muy revolucionaria que hace que un dibujo hecho con un software especial se pueda imprimir en distintos materiales", explicó Brechner, "crear algo en clase de dibujo e imprimirlo en el laboratorio” es el sueño de muchos estudiantes, agregó.

Populares de la sección

Comentarios