Las buenas notas se heredan con el ADN

Una investigación con mellizos y gemelos confirmó que los genes determinan los atributos para el alto rendimiento académico
La genética determina los logros académicos de las personas. Así lo demostró un estudio que no solo se focalizó en la inteligencia, sino en otros rasgos de la personalidad que hacen a un buen alumno.

El estudio fue realizado por el King's College de Londres y publicado en la revista de la Academia Nacional de Ciencias  de Estados Unidos (PNAS, en inglés). Los científicos investigaron a 13.306 gemelos y mellizos de 16 años en varios aspectos, cognitivos y de personalidad. Se los evaluó por su inteligencia, eficacia, personalidad, bienestar, ambiente familiar, ambiente escolar, salud y problemas de comportamiento.

Según cuenta una publicación del King's College, la investigación se realizó en gemelos idénticos, los cuales comparten el 100% de sus genes, y mellizos, que como el resto de los hermanos, comparten la mitad en promedio. Estos hermanos viven en el mismo entorno familiar y escolar.  Por eso, al comparar mellizos y gemelos, se pudo estimar qué tanto contribuye el ambiente en el rendimiento académico y qué tanto es heredado.

"Investigaciones previas ya ha establecido que el logro educativo se hereda. En este estudio, lo que queríamos era averiguar por qué ocurre. Lo que demostramos es que la heredabilidad del rendimiento escolar es mucho más que la inteligencia. Es la combinación de muchos rasgos que son hereditarios en diferentes grados", explicó una de las autoras del estudio, Eva Krapohl.

No todo está en los genes


Esto no quiere decir que el rendimiento escolar esté definido desde el nacimiento. Según los investigadores, la genética influyó en 62% de los logros positivos registrados en la prueba que se le puso a los hermanos estudiados. Los rasgos individuales, por su parte, son determinados de 35% a 58% por lo heredado. Entre ellos, la inteligencia es la más importante.

"Nuestros descubrimientos sostienen la idea de que un enfoque de aprendizaje más personalizado puede tener más éxito que uno igual para alumnos con habilidades diferentes. Encontrar que el logro educativo se hereda no significa que los maestros, escuelas o padres pierdan importancia, porque la educación es más de lo que le ocurre al niño de forma pasiva. Los niños participan activamente en seleccionar, modificar y crear sus experiencias", indicó  Kaili Rimfeld, otro de los miembros del equipo que llevó adelante la investigación.

Comentarios