La NASA llega hoy a Ceres

La nave no tripulada enviada en 2007 aterrizará en el planeta enano para darle respuesta a más de un misterio del sistema solar


Con un descubrimiento que se remonta hacia 1801, el planeta enano Ceres ha sido objeto de estudio y observación de los científicos desde entonces. Fue en 2007 que la NASA lanzó la sonda Dawn, la que ha estado viajdo por el espacio y, finalmente, llega hoy a la superficie de Ceres, convirtiéndose en la primera exploración exitosa a un planeta de estas características.

La importancia de esta investigación se resume en que Ceres posee una importante capa de agua congelada por debajo de su superficie, la que los científicos están ansiosos por analizar para saber si se trata de una nueva fuente de agua potable para la humanidad.

Pero el mayor misterio que rodea a Ceres son una peculiares manchas brillantes que pudieron ser retradas por la sonda a principios de febrero y para las que aún no hay respuesta. La directora del Programa de Pequeños Cuerpos Espaciales, Carol Raymond, ha explicado que los brillos que muestran las fotografías siguen siendo incomprensibles. "Nunca antes habíamos visto en el espacio unos brillos como estos. Están dentro de un cráter en el que la Agencia Espacial Europea encontró vapor de agua y no sabemos si podrían estar relacionado con eso", explicó Raymond.

El investigador principal de la misión de Dawn, Chris Russell, explicó en un comunicado que los brillos de Ceres podrían tener un origen volcánico, pero aún no se han hecho afirmaciones oficiales. "Estudiar a Ceres nos permitirá hacer una investigación histórica del espacio, podremos adentrarnos en el primer capítulo de la historia de nuestro sistema solar", añadió el director de la División de Ciencias Planetarias de la NASA, Jim Green. "Los datos enviados desde Dawn podrían contribuir a avances significativos en nuestra comprensión de cómo se formó el sistema solar", destacó el científico.

Ceres tiene un diámetro de 950 kilómetros y es uno de los dos cuerpos más grandes del cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter.

Tan solo queda esperar a que la sonda comience a recoger sus muestras y la NASA publique los resultados.

Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios