La cocina de la innovación tecnológica

Sinergia Tech ofrece tecnología de punta para crear startups tecnológicas y cursos especializados
Todo se enmarca dentro del "Mundo maker" o "de hacedores", es decir, "el mundo en el que uno crea las cosas con sus manos o investiga en base a diferentes productos y cosas que interesan; el clásico ir desarmando, ver qué hay adentro e intentar repararlo". Así lo explica Maximiliano Pérez, cofundador de Sinergia Tech, el espacio en el que inminentemente surgirán los próximos proyectos de tecnología e innovación de Uruguay.

Pérez vivió un año y medio en Estados Unidos, donde estudió en Singularity University, la universidad que está en el campus de la NASA, en Mountain View, California, y que es patrocinada principalmente por Google. Durante esa experiencia fue que empezó a vincularse con ese tipo de cultura de trabajo, que ya funciona hace 15 años en Europa y EE.UU., con la clásica modalidad de desarrollo de StartUps en garages.

Además de Pérez, Juan Ciapessoni y Avedis Boudakián (de The Electric Factory) fueron los impulsores de Sinergia Tech, que abrirá sus puertas el 7 de abril, aunque ya hay empresas y emprendedores trabajando en el lugar. Este espacio de más de 1.000 metros cuadrados que hace un año está en reforma, anteriormente era un garage amplio y fue transformado en un gran laboratorio que requirió una inversión de cerca de US$ 800mil.

Puertas adentro

Funciona dividido en dos partes fundamentales: el maker y la academia. A su vez, dentro del maker hay tres zonas; que son "Think" (oficinas o boxes), "Make" (el taller con las máquinas) y "Share" (mesas). El taller cuenta con tecnología de punta para el uso de los miembros: scanner 3D, cinco impresoras 3D, Router CNC para fabricar plaquetas electrónicas para los distintos proyectos, cortadora laser (funciona a nivel vectorial) para hacer todo tipo de cajas y hasta lámparas, máquina de tallado para madera, acrílico y espuma plast; serigrafía y máquinas de molde, plotter de corte y de impresión para armar su propio packaging.

La academia de Sinergia Tech es la otra gran pata del proyecto. Pérez hace hincapié en "complementar la educación formal a nivel terciario". Sinergia generará talleres cortos de programación, de materiales alternativos, usos de herramientas, uso y equipamiento tecnológico, a gente que no esta vinculada a este tipo de maquinas. "Un curso de programación no se lo damos a ingenieros de software o electrónica, sino a artistas, diseñadores industriales, arquitectos, para que conozcan la tecnología, y luego puedan trabajar en conjunto con otra gente", Buscan, principalmente, que entre la interaccion de personas se puedan resolver proyectos con mayor potencial.

Fab Labs

Sinergia Tech forma parte de Fab Labs, una red global de laboratorios (hay 320 en el mundo) que favorecen la creatividad y proporcionan a sus integrantes herramientas de fabricación digital. Desde la misma "company builder", como la definen sus creadores, coinciden con la Fab Labs Foundation y tienen como uno de sus objetivos que cualquier persona puede aprender a usar las máquinas del laboratorio para fabricar lo que quiera en un espacio compartido y colaborativo.

Antes de echar a andar el espacio como modelo de negocio, Pérez venía de la experiencia de Sinergia Cowork, donde la colaboración está mucho más vinculada a proyectos sociales y al desarrollo de softwares; funciona en base a la vinculación humana, no con el relacionamiento con las máquinas, que es precisamente el sello de Sinergia Tech. Este proyecto colaboratvo, centra su línea -primero- en el desarrollo de prototipos para marcas de productos de consumo masivo, en base a interacciones con el cliente. "Ahí me di cuenta de que había un modelo de negocios, una pata fuerte que, por estar desconectado con todo el mundo de la publicidad y el marketing, no conocía", expli-ca Pérez.

Además, ofrecen a sus clientes servicio de consultorÍa: desarrollan productos para empresas que plantean un problema y piden soluciones puntuales. El sector de industrias del agro es uno de los que Sinergia Tech ha logrado explotar con la fabricación y aplicación de sensores para monitoreo de siembra, mantenimiento preventivo de plantas, sensores de vibración para granos, todo en base a lo que la empresa necesite. A su vez, elaboran proyectos, hardwares, para industrias de energías renovables, como sensores que monitorean las aspas de los molinos de viento que generan energía eólica.

Por otro lado, Sinergia Tech hace foco en el apoyo a los emprendedores, a quienes propone un espacio físico y de equipamiento único, además de una posible financiación. Dependiendo del perfil del maker hay diferentes tipos de membresías, que oscilan entre US$ 20 y US$ 850 (para empresas) por mes. La nueva plataforma para startups ya está en marcha.

Startups en Sinergia Tech


Unicorn: desarrolla juegos de mesa de niños para tablets.

UyRobot: buscan la inclusión de la robótica en la educación formal.

Cloudstat: robótica aplicada a drones (voladores, acuáticos y terrestres).

Rizoma: tecnología colaborativa para procesos agrícolas.


Acerca del autor