La cama que se volvió inteligente

El prefijo “smart” ha dado un paso más con la invención de Ohea, la cama que se tiende sola


Las sábanas se van arrastrando hasta quedar estiradas, mientras las almohadas se ordenan y levantan para dar paso a la tela. Son 50 segundos que parecen la escena de un sueño. Ohea ("cama" en vasco) es la cama que se tiende con solo apretar un botón.

En el video, quien prueba el invento es la sobrina de Ascencio Zubeldia Jauregui, el español de 56 años que ideó la novedad.

Tras 12 años de intentarlo, Zubeldia logró patentar el invento que construyó durante sus horas libres, cuando no estaba trabajando empuñando “un torno fresador” en una empresa, contó en una entrevista.

El prototipo costó unos US$ 1.800 y todavía es solo eso, un prototipo. Por lo menos será así hasta que su inventor consiga el financiamiento necesario, que ha tenido que salir a buscar en Estados Unidos. Es que ningún inversor español lo llamó todavía debido a la crisis que vive el país, justificó Zubeldia.

Cómo lo hace


Ohea funciona con electricidad, pero su consumo es bajo ya que funciona con motores de 12 voltios.

Disponible en varios tamaños, desde 80 centímetros hasta 150 x 1.900, la cama incluye la ropa de cama. Es que todas las piezas están diseñadas para el sistema que permite tenderla: la funda de la almohada está sujetada a una cuerda para que pueda estirarse y tanto la sábana de abajo como la funda del colchón cuentan con un velcro al costado que permite mantenerlas estiradas.

Para el mecanismo de la cama puede elegirse el modo manual, que se activa con un botón de mando a distancia, o el automático, que se pone en marcha tres segundos después de que el usuario se levanta de la cama.

 

Acerca del autor

Comentarios