Fotografían a un depredador nunca antes visto

Existen billones en el mundo y cuenta con un apetito insaciable

El depredador con el apetito más intenso no tiene nada que ver con lo que la mayoría de las personas piensa. No es ni un tigre ni un tiburón, simplemente es un microbio que hasta el momento nunca había sido fotografiado: es cien veces más chico que la cabeza de un alfiler y es casi indetectable.

Investigadores de la Universidad de Columbia Británica lograron capturar imágenes de varias especies de protozoos pertenecientes a la familia Diplinemidae y, según varios estudios, hay billones de ellos en todo el océano. Hasta ahora no existían imágenes que documentaran su existencia.

El líder de la investigación, Patrick Keeling, informó en un comunicado que "cuando un microbio es tan abundante, es probable que desempeñe un papel muy importante en el ecosistema". El protozoo se alimenta de organismos más chicos, de algas, y se alienta de forma constante ya que le cuesta saciar su hambre.

Se desconoce si funciona como un organismo que mantiene el equilibrio debido a la cantidad de algas. Sin embargo, Keeling explicó que la emoción tras el descubrimiento es enorme. "Es como descubrir leones después de haber visto gacelas, antílopes y cebras durante tantos años", agregó.