Facebook refuerza el control de los usuarios

La red social cambió de nuevo las normas de privacidad pero esta vez pensando en proteger y no en liberar la información
Facebook ha vuelto a cambiar la configuración de privacidad. El objetivo es limitar a los propios amigos la audiencia que ve los mensajes de los nuevos usuarios. Hasta ahora, la información se hacía pública por defecto y había que cambiar la configuración para limitarla.

Esta decisión supone la marcha atrás en una configuración que, según los críticos, obligaba a los usuarios de la popular red social a sobreexponer su información personal.

Por ello, la compañía acaba de anunciar que las actualizaciones de estado que publican los nuevos usuarios serán ahora visibles sólo para sus amigos por defecto, en lugar de ser visible para el público en general como lo había sido anteriormente.

Los usuarios de Facebook seguirán siendo capaces de personalizar sus ajustes, de modo que las actualizaciones de estado pueden ser vistos por el público que deseen.

Estos cambios son fruto de la opinión de los propios usuarios, según dijo a Reuters el director de Producto de Facebook, Mike Nowak. "A veces las personas se han sentido sorprendidas porque que su información era más pública de lo que esperaban", dijo. "La respuesta que hemos recibido es que la sobreexposición es peor que la infraexposición", agregó.

La medida refleja un cambio por parte de Facebook en la forma en que maneja la información que la gente comparte en su red social de 1,28 millones de usuarios.

En 2009, Facebook introdujo una característica que permite a los usuarios compartir mensajes más allá de sus círculos de amigos. Cuando los nuevos usuarios se inscribieron en Facebook, sus actualizaciones de estado se transmiten automáticamente al público en general menos que los usuarios modifiquen manualmente la configuración.

La marcha atrás deriva de que cada vez un mayor número de usuarios de internet parecen interesados en limitar quién ve sus actividades. Aplicaciones de mensajería móvil de redes sociales tales como Snapchat y Whisper ofrecen características de anonimato que se han vuelto populares entre muchos usuarios. Es por esto que, en febrero, Facebook compró la aplicación de mensajería instantánea WhatsApp por US$ 19.000 millones.

La red social anunció que ahora mostrará un mensaje emergente informando a nuevos usuarios de la opción de publicar el mensaje en términos más generales, si así lo desean.

Populares de la sección

Comentarios