Escape de emergencia para astronautas

SpaceX probó con éxito el mecanismo que permite amerizar sin daños en caso de avería del cohete lanzador en el momento del despegue. Mirá el video


SpaceX probó con éxito este miércoles un sistema de eyección que permitirá a futuras tripulaciones de su cápsula espacial Dragon V-2 amerizar sin daños en el océano en caso de avería del cohete lanzador en el momento del despegue.

La cápsula experimental no tripulada, equipada con 270 captores y que tenía a bordo como único pasajero a un maniquí, se desprendió de su plataforma de lanzamiento en la base aérea de Cabo Cañaveral (Florida) a las 09H00 (13H00 GMT) tal como estaba previsto, según las imágenes retransmitidas en directo por la televisora de la Nasa.

La prueba no duró más que 90 segundos. La cápsula Dragon V-2 y su sistema de eyección fueron propulsados por ocho motores SuperDraco hasta cerca de los 1.500 metros de altitud.

El sistema de eyección se separó luego de Dragon que, poco después, desplegó tres grandes paracaídas rojos y blancos para posarse suavemente en el Atlántico, a unos 1,5 kilómetros de la costa.

Este sistema es similar al mecanismo de eyección del asiento de un piloto de un avión de caza, excepto que en este caso, es la cápsula y su tripulación las que son eyectadas, explicó SpaceX.

La nave Dragon V-2 debe, a partir de fines de 2017, transportar astronautas hacia la Estación Espacial Internacional (ISS), en el marco de un contrato de 2.600 millones de dólares suscripto con la Nasa.

 



Acerca del autor

Comentarios