En el ciberespacio reina un clima de "guerra fría"

La digitalización entraña nuevas amenazas, según el experto Eugene Kaspersky

Riesgo de pirateo de elecciones, actos de ciberguerra... la digitalización entraña nuevas amenazas para la estabilidad del mundo, afirmó el jefe de la empresa de seguridad informática Kaspersky Lab, Eugene Kaspersky, durante el Congreso Mundial del Móvil (MWC) de Barcelona.

Por primera vez se está hablando de ciberamenaza con motivo de elecciones importantes, en Estados Unidos y en Europa. ¿Cuál es el estado de la cuestión, según usted?

Para empezar, hay que distinguir. De un lado hay un uso de informaciones falsas, el pirateo de bandejas electrónicas para obtener datos eventualmente comprometedores contra los candidatos, y el hecho de dañar la reputación de uno u otro. Estrictamente hablando, eso no es un ciberataque contra una elección, sino una forma de influir en el resultado.

No obstante, en el futuro, puede haber un riesgo sobre el resultado en sí. Ya sabemos que los jóvenes no quieren necesariamente desplazarse a las urnas, y si fuera posible, podrían participar en elecciones desde su teléfono móvil. Eso es algo que probablemente acabará ocurriendo, y si no se protege bien el conjunto del proceso, podría ser posible que se manipule el resultado después de la votación.

Con la digitalización industrial también aumentan las amenazas; ¿qué se puede hacer?

Hay ataques contra infraestructuras, lo cual podría asimilarse a ciberterrorismo. En los últimos años hemos visto ataques de este tipo contra la red eléctrica en Ucrania, internet en Estonia, hospitales o la petrolera estatal Saudi Aramco.

Los gobiernos entienden ahora los riesgos de ataques contra infraestructuras críticas, pero no todos están actuando. La primera etapa consiste en definir y regular qué son las infraestructuras estratégicas. Alemania por ejemplo lo está haciendo; Singapur e Israel ya lo han hecho.

Necesitamos aplicar normas a nivel internacional, tanto con las infraestructuras críticas como con la ciber-regulación. Por nuestra parte estamos trabajando para convencer a los Estados.

¿Podría ir esto hasta una guerra entre Estados en el ciberespacio?

Puede que me equivoque, pero no creo que vayamos a conocer nunca una ciberguerra, porque los Estados saben que si un país ataca a otro, este responderá y las consecuencias serán considerables de ambos lados. Y eso crea un clima de guerra fría, como en la era nuclear.

Pero el verdadero riesgo proviene ante todo del ciberterrorismo. Hay muchísimos ingenieros con talento que estarían totalmente dispuestos a realizar este tipo de actos si están bien pagados, lo cual podría tener consecuencias importantes en los países atacados.

De momento observo que las amenazas más sofisticadas conciernen sobre todo la cibercriminalidad y el espionaje. Siempre es difícil saber de dónde vienen, pero sí sabemos en qué lengua se han efectuado. El ciberespionaje se hace sobre todo en inglés, ruso y chino simplificado, en horas del día que varían de unos a otros.

El cibercrimen en cambio sólo se hace en ruso, según él.


Fuente: AFP

Populares de la sección