Elon Musk: ideas geniales, ¿pero posibles?

El CEO de Tesla y SpaceX es una de las figuras más influyentes de la industria tecnológica del mundo, con una clara visión sobre el futuro. Cromo consultó a cuatro expertos para analizar la viabilidad de sus planes

Wifi universal


spacex wifi 2 col (2).jpg

El empresario solicitó permiso al gobierno de EEUU para lanzar 4.425 satélites en la órbita terrestre que, sumados a los que ya existen, servirían para crear una red global de wifi. De esta forma, la conexión tendría una velocidad de 1 Gb por segundo para cada usuario. Un reporte de 2016 de la empresa de servicios de internet Akamai, asegura que la velocidad de conexión promedio a finales de 2016 fue de 6,1 Mb por segundo, por lo que el sistema de Musk lograría una importante mejora. Según la Unesco, el 57% de la población mundial no tiene acceso a internet.

"Sería muy importante que este proyecto se implemente porque no solo democratizaría el acceso a la información, sino que habilitaría la posibilidad de que las personas realicen comercio electrónico y pagos móviles", analizó Mariano Baca Storni, CEO de Inclusion Services, una firma con presencia internacional que ofrece soluciones high-tech.

En su opinión, la idea de Musk no solo no es alocada sino que es viable y que, además, puede ser más fácil de implementar en comparación con otros proyectos con el mismo objetivo pero que se basan en colocar hotspots o globos aerostáticos (plan de Google) distribuidos por todo el planeta. "Esta solución satelital podría estar implementada en 2019 o 2020", afirmó el experto.

"Esta solución satelital podría estar implementada en 2019 o 2020", afirmó el experto.

De acuerdo con la presentación que la empresa de Musk hizo ante la Comisión Federal de Comunicaciones, los satélites pesarán cerca de 386 kilos y serán colocados entre 1.149 y 1.324 kilómetros sobre la superficie terrestre. Cada uno cubrirá un radio de más de 1.046 kilómetros. En total, harán falta más de US$ 10.000 millones para terminar este proyecto.

Colonización de Marte


spacex marte 2 col (2).jpg

Los humanos podrían viajar a Marte a partir de 2022 en una nave que transportaría entre 100 y 200 personas cada 26 meses, según explicó Musk el año pasado. Además, dijo que el pasajero debería hacer un breve curso de entrenamiento. El objetivo final del empresario es hacer de los humanos una "especie interplanetaria".

Si se cumple su plan, 1 millón de terrícolas podrían cambiar su dirección medio siglo más tarde. Según Musk, el Sistema de Transporte Interplanetario (ITS, por su sigla en inglés) podría llevar a la humanidad más allá de Marte, siempre que tenga estaciones de servicio a lo largo del camino.

Juan D'Alessandro, business global manager del proveedor de soluciones IT Softtek para la región Sudamérica Hispana, cree que este plan es excéntrico: "Si bien todo lo que hizo Musk a partir de sus ideas es espectacular e incluso es un precursor en ayudar con sus soluciones al medioambiente, puntualmente en lo que respecta a lo aeroespacial, sus planes implican un desgaste de recursos. Además, hay varios países que están detrás de proyectos similares, con lo cual sería mejor que se trabaje bajo el sistema colaborativo en lugar de hacerlo por separado".

"Con los pies sobre la tierra", el ejecutivo se pregunta cómo seguir en caso de que estén dadas las condiciones para que el ser humano llegue en masa al planeta rojo: "Para colonizar también hay que considerar cómo mantener la vida allá, cómo transportar a millones de personas y sus bienes.
Además, si analizamos los avances de la computación y los cohetes, se observa que mientras la primera experimentó un desarrollo exponencial desde la llegada del hombre a la Luna, los segundos no lo han hecho al mismo ritmo".

Para concluir, D'Alessandro opinó: "El objetivo detrás de este plan es el de trascender con una idea excéntrica. Musk ya logró grandes avances en el mundo de los pagos online y de los autos eléctricos, por eso considero que debería enfocarse más en sus espectaculares planes vinculados al aprovechamiento de las energías renovables".

No se sabe cuánto costará el pasaje a Marte, pero Musk asegura que sería tan asequible como comprar una casa en la Tierra. Eso sí, si alguien quiere volver a casa, el billete de vuelta será gratuito.

Cerebros conectados a computadoras


cerebro 2 col (2).jpg

Neuralink es la empresa de Elon Musk que tiene por meta para 2021 la conexión del cerebro humano a una computadora a través de un producto llamado "lazo neural". Según The Wall Street Journal, su primer objetivo es acabar con las enfermedades neurodegenerativas, enfocándose en el tratamiento de trastornos cerebrales: epilepsia, depresión o párkinson. Hacia 2027 estaría disponible para todo el mundo.

El gran objetivo es revolucionar la manera en la que el hombre se comunica y transmite sus pensamientos. El empresario explicó que quiere crear interfaces cerebrales con las que se podrá realizar una comunicación conceptual directa con otra persona. Es decir, usted nunca más tendrá que esforzarse para explicar una idea u opinión de tal modo que no se tergiverse el significado original. Podría transmitir el pensamiento tal y como lo tiene en su mente.

¿Pero es posible? "Por el momento lo que propone Musk es inviable porque los neurocientíficos todavía no sabemos dónde ni cómo se codifican las memorias", explicó Verónica Báez, bioquímica y doctora en Biología de la Universidad de Buenos Aires, en Argentina. Y añadió: "Está claro que cuando adquirimos una memoria, en primer lugar se codifica en el hipocampo, y de ahí se almacenaría en otras estructuras; pero las memorias de las emociones están relacionadas con otros centros del cerebro. Actualmente se puede recuperar movilidad de miembros de placa neuromuscular y músculos a través de estimulación con circuitos en los músculos o mediante la oscilación de los ojos, tal como es el caso del científico Stephen Hawking".

¿Cree que las ideas de Elon Mu...

Según Báez, hasta que no se sepa cómo y dónde se codifican y almacenan las memorias no se puede avanzar con la propuesta de Musk. De todos modos, la neurocientífica opinó: "Sería fantástico lograr este hito porque podríamos, por ejemplo, tratar a las personas que sufrieron alguna catástrofe aérea para que puedan volver a subirse a un avión, borrándoles el recuerdo traumático".

Los avances en inteligencia artificial han atraído a Musk desde hace mucho tiempo. Durante la World Government Summit, el creador de Tesla y SpaceX vaticinó que en el futuro se producirá "una mayor fusión entre inteligencia biológica y artificial". Así también lo cree Báez. "La tecnología avanza muy rápido, por eso en ciencia no podemos hablar de plazos ni de imposibles. Se suponía que no íbamos a reproducir humanos en un vidrio y lo logramos con la fertilización asistida. Lo mismo con la clonación. Por eso considero que el sueño de Musk se hará realidad", remató la doctora.

"La tecnología avanza muy rápido, por eso en ciencia no podemos hablar de plazos ni de imposibles", dijo la doctora Báez.

Renta básica universal


elon musk maquinas 2 col (2).jpg

Desarrollos tecnológicos como la inteligencia artificial, los robots o los vehículos autónomos plantean, según Musk, un escenario en el cual se eliminarán los puestos de trabajo y dejará a las personas sin empleo. Para paliar esta situación, él propone la creación de una renta básica universal. Con la automatización, muchos puestos de trabajos se perderían, por lo que esta renta garantizaría a las familias ingresos fijos cada mes.

"Que las máquinas están reemplazando a los humanos en muchas tareas laborales ya es una realidad y continuará avanzando durante los próximos años, sobre todo en aquellos trabajos rutinarios, de modo tal que perdurarán las profesiones que están más vinculadas con la creatividad y el diseño", opinó Chris Witeck, principal technology strategist de Citrix, una corporación global que ofrece soluciones de virtualización, gestión de movilidad y networking. "Además, los profesionales deberán especializarse cada vez más y acostumbrarse a trabajar con soluciones del internet de las cosas e inteligencia artificial".

Para el ejecutivo el pensamiento de Musk no es extravagante, aunque habrá que esperar siglos para que los humanos sean totalmente reemplazados como mano de obra por la tecnología porque la inteligencia artificial debe avanzar mucho más. "Sin dudas, las innovaciones tecnológicas están cambiando rápidamente el flujo de trabajo y es buena idea pensar en una especie de subsidio tal como plantea el empresario. De todos modos, si los productos son totalmente creados por máquinas, su precio de mercado será muy inferior comparado con lo que se paga ahora", concluyó.


Acerca del autor

Débora Slotnisky