El secreto de la lengua del colibrí

Se mueve entre 15 y 20 veces por segundo y se bifurca como la de una serpiente para beber el néctar de las flores. Vea el video

La lengua de un colibrí se mueve a un ritmo frenético: entre 15 y 20 veces por segundo. En un video publicado por el New York Times se puede ver en cámara lenta cómo esta ave bebe el néctar.

"Son simplemente fascinantes. Son tan audaces", dijo Alejandro Rico-Guevara, investigador de la Universidad de Connecticut, quien acaba de publicar un estudio en la revista Proceedings of the Royal Society B. En él explica que la lengua del colibrí es elástica y se bifurca (como la de una serpiente) dentro de la flor para atrapar el néctar y bombearlo a través de dos ranuras ubicadas en su superficie, sin pegarse; hasta ahora se creía que lograba beber a través de un sistema capilar (el líquido se eleva por un tubo estrecho debido a las fuerzas de atracción del líquido a la superficie sólida interna del tubo).

El hallazgo podría significar que las flores y los colibríes evolucionaron juntos, ya que la forma de la flor la composición del néctar y la forma y el mecanismo de la lengua del ave encajan para que todo el sistema funcione a la perfección.

Para el estudio, Rico-Guevara y su equipo usaron cámaras de alta velocidad para filmar la interacción lengua-líquido en 18 especies distintas de colibríes.