El MP3 ha muerto

Los formatos ACC y MPEG-H lo sustituirán por su mejor rendimiento y calidad

MP3, el formato de codificación de audio digital, está muerto. Su desarrollador anunció que oficialmente lo eliminó de su programa de licencias. Esto significa que no saldrán al mercado más productos compatibles con este formato.

El Instituto Fraunhofer, centro de investigación de Alemania que tiene los derechos del MP3, así lo expresó en un comunicado:

"Aunque existen códecs de audio con características más avanzadas que el MP3 disponibles hoy en día, este sigue siendo muy popular entre los consumidores. Sin embargo, la mayoría de servicios de medios de última generación como el streaming o la televisión o la radio usan códecs de ISO-MPEG modernos como los del tipo AAC. En el futuro, usarán MPEG-H. Estos pueden ofrecer más características y una calidad de audio más alta usando una tasa de bites (bitrates) más baja comparado con MP3".

La codificación de audio avanzada (AAC, por sus siglas en inglés) fue desarrollada parcialmente por el Instituto Fraunhofer y se considera el estándar hoy en día. Lo que se busca es migrar lentamente a los formatos ACC y MPEG-H, de mayor calidad.

El MP3 supuso una auténtica revolución del mercado musical, dado que permitió una descarga más fácil de archivos de audio.