El gran diseño de Stephen Hawking

El físico inglés presentó una serie documental sobre uno de sus libros, en el merco de un debate sobre el futuro de la investigación científica
El físico inglés Stephen Hawking reapareció en la Royal Society de Londres para presentar una serie documental sobre uno de sus libros y asistir a un debate sobre el futuro de la ciencia tras el descubrimiento del bosón de Higgs.

Hawking, de 70 años, acudió a esta histórica institución científica, con motivo de la presentación de Stephen Hawking Great Design, una serie documental de tres episodios basada en su libro divulgativo El gran diseño, que Discovery Channel emitirá a finales de setiembre.

Tanto el documental como el libro repasan la historia de los conocimientos científicos sobre el universo y explica la teoría de las cuerdas y la de las 11 dimensiones, según la que existirían un gran número de universos, algunos de los cuales albergarían vida.

Hawking, que sufre una enfermedad neurodegenerativa desde los 21 años, fue uno de los científicos más jóvenes en ser elegido miembro de la Royal Society, una de las sociedades científicas más antiguas del mundo, fundada en 1660.

Prioridades de la ciencia en las próximas décadas


Hawking presenció un debate sobre los retos científicos más importantes de cara al futuro, tras el descubrimiento en julio del bosón de Higgs o "partícula de Dios", que habría permitido la formación del Universo y de todo lo que existe, pero no hizo ninguna declaración al respecto.

En el debate sí participaron el astrofísico y profesor de la Universidad de Cambridge Martin Rees, el escritor británico de ciencia ficción Will Self y el genetista Adam Rutherford.
Conocer las reglas del ajedrez no significa que seas un maestro del tablero. En los próximos años tendremos que entender las consecuencias de lo que hemos descubierto y, en particular, estudiar el origen de la vida", dijo el astrofísico Martin Rees

Entre los temas que ocuparán los primeros puestos de la lista de prioridades de la ciencia para las próximas décadas, estos expertos situaron el origen de la vida, la salud –incluida la genética–, y el cambio climático, dentro del que primará la búsqueda de fuentes de energía alternativas a los combustibles fósiles y la conservación del agua potable.

A pesar de los avances de los últimos años, Rees considera que aún hay mucho trabajo por hacer.

"Conocer las reglas del ajedrez no significa que seas un maestro del tablero. En los próximos años tendremos que entender las consecuencias de lo que hemos descubierto y, en particular, estudiar el origen de la vida", afirmó Rees, quien vaticinó que en unos 30 años habremos detectado alguna forma de vida en planetas con características similares a la Tierra.

Rutherford, por su parte, se mostró convencido de que "la segunda revolución industrial será biológica".

En su opinión, la neurología y la comprensión del funcionamiento de la conciencia serán dos de los retos para la ciencia del futuro.

"Lo más complejo de nuestro cuerpo es el cerebro, sabemos muy poco aún de cómo funciona este órgano y de la naturaleza de la conciencia, pero llegaremos ahí finalmente", subrayó Rutherford.

 

Comentarios