El Goce se desintegró en el cielo

El satélite europeo de una tonelada se deshizo al ingresar a la atmósfera terrestre y no hubo daños que lamentar en la Tierra
El satélite Goce, que desde marzo de 2009 ha estado cartografiando la gravedad terrestre, y cuya misión finalizó el mes pasado, se desintegró en su entrada en la atmósfera la pasada madrugada, informó el lunes la Agencia Espacial Europea (ESA).

El Goce entró en la atmósfera terrestre durante la madrugada en una órbita en la que sobrevoló Siberia, el occidente del Océano Pacífico, el este del Océano Índico y la Antártida, precisó la ESA. Tal como estaba previsto, el satélite se desintegró y no se registraron daños.

El pasado 21 de octubre la agencia declaró finalizada la misión del satélite, cuyo funcionamiento aportó "información valiosa para el conocimiento de la circulación oceánica, la evolución del nivel del mar o diferentes capas de nuestro planeta", según la agencia.
El Goce aportó información valiosa para el conocimiento de la circulación oceánica, la evolución del nivel del mar o diferentes capas de nuestro planeta", dijo la ESA

El fin de la misión se produjo mucho más tarde de lo que estaba previsto, gracias a que la baja actividad solar ha permitido un consumo de combustible (ergol) menor de lo inicialmente calculado, dijo la ESA.

Aunque la mayor parte de los 1.100 kilogramos del satélite se desintegró, cerca de un 25% alcanzó la superficie terrestre. La entrada a la atmósfera fue monitorizada por el Inter-Agency Space Debris Coordination Committee y la oficina de la ESA encargada de vigilar la basura espacial.

La agencia indicó que la tonelada de peso del Goce "es solo una pequeña parte de las entre 100 y 150 toneladas de objetos lanzados al espacio y que vuelven a la Tierra cada año".

La ESA citó a Heiner Klinkrad, responsable de la oficina de basura espacial de la agencia, quien aseguró que "en los 56 años de vuelos espaciales han ingresado a la atmósfera unas 15.000 toneladas de objetos fabricados por el ser humano sin causar hasta el momento ningún daño a personas".

Acerca del autor

Comentarios