El futuro de las tabletas es cuestionado

“No creo que dentro de 5 años haya una razón para seguir teniendo una tableta”, dijo el CEO de Blackberry, Thorsten Heins. La compañía busca innovar y no imitar en este segmento, agregó
El máximo responsable ejecutivo de BlackBerry, Thorsten Heins, dijo que ve un futuro limitado para las tabletas, un indicio de que podría archivar los planes de crear una nueva versión del malogrado Playbook de la firma fabricante teléfonos inteligentes.

“No creo que dentro de 5 años haya una razón para seguir teniendo una tableta”, dijo Heins el martes en una entrevista en una conferencia del Milken Institute en Los Ángeles. “Tal vez una gran pantalla en el lugar de trabajo, pero no una tableta. Las tabletas no son un buen modelo para la empresa”.
Quiero obtener la mayor participación de mercado posible, pero no mediante el recurso de ser un imitador”, afirmó Thorsten Heins sobre el segmento de las tabletas

Si bien Heins sigue adelante con la creación de nuevos teléfonos inteligentes en la nueva plataforma Blackberry 10 para impulsar una recuperación de las ventas, está repensando si ofrecer aparatos más grandes. El PlayBook, que se lanzó en 2011, fue blanco de críticas por carecer de correo electrónico incorporado, lo que asestó un golpe casi fatal a la tableta. BlackBerry, que tiene sede en Waterloo, Ontario, tuvo un costo de US$ 485 millones a fines de ese año por la depreciación de inventario sin vender luego de entregar apenas 150.000 PlayBooks en el tercer trimestre de 2012.

Heins dijo en una entrevista de enero que solo considerará un sucesor de PlayBook si puede ser rentable. En la nota de esta semana reiteró que una tableta BlackBerry tiene que constituir una propuesta única en un mercado saturado.


“Dentro de 5 años BlackBerry será el líder absoluto en computación móvil. Apuntamos a eso”, dijo Heins. “Quiero obtener la mayor participación de mercado posible, pero no mediante el recurso de ser un imitador”, continuó.

Las nuevas apuestas


Heins dijo que era optimista respecto de las perspectivas del nuevo teléfono Q10 de BlackBerry, que tiene un teclado físico y debutó el fin de semana pasado en Gran Bretaña.

“Ya tenemos muy buenos primeros indicios del lanzamiento en Gran Bretaña”, dijo Heins. “Va a ser la base de más de 70 millones de usuarios de BlackBerry, de modo que tenemos muchas expectativas. Esperamos varias decenas de millones de unidades”.

Las acciones han aumentado 32% este año debido a que se especula que la línea BlackBerry 10 puede contribuir a impulsar un retorno.

La compañía estima que habrá una ola de compras de actualizaciones por parte de usuarios de BlackBerry que prefieren un teclado concreto, lo cual impulsaría las ventas de Q10 y contribuiría a reanimar el crecimiento de los ingresos.

Si bien se vendieron un millón de unidades del smartphone con pantalla táctil Z10 en su primer trimestre, que terminó el 2 de marzo, lo que coincidió con las estimaciones de los analistas, las acciones de la compañía han experimentado volatilidad en las últimas semanas luego de informes sobre una demanda deslucida del Z10.

Populares de la sección

Comentarios