El documental que te provocará aracnofilia

"Arácnidos del Uruguay", filme que se estrena este fin semana, tiene la calidad de cualquiera exhibido en Animal Planet y el encanto de lo autóctono
Entre la fascinación y el asco que puede provocar en el espectador Arácnidos del Uruguay. Maravillas desde un mundo de ocho patas, hay un sentimiento unánime: curiosidad. Es que en poco menos de una hora y media, el documental dirigido por Marcelo Casacuberta narra las microhistorias de arañas, escorpiones y opiliones autóctonos con precisión científica y belleza escalofriante.

La dualidad es constante al ver este trabajo en el cual el fotógrafo, en colaboración con científicos del Instituto Clemente Estable y la Facultad de Ciencias, trabajaron durante un año. La ternura que provocan los primeros planos de una mamá escorpión cargando a sus crías recién nacidas en el lomo, cabeza y hasta el aguijón contrastan pocos minutos después con la imagen de un distraído escarabajo que es capturado por una araña, de la cual intenta escapar sin éxito.

De las más de 200 especies de arácnidos que habitan en Uruguay, una veintena son retratados en el documental que se exhibe este fin de semana (ver recuadro) y que será distribuido en 200 escuelas y liceos de todo el país. Cada especie es presentada por un aracnólogo y filmada en su hábitat natural, ya sea entre la exuberante vegetación de Esteros de Farrapos, cruzando las callecitas de Ciudad de la Costa que están rodeadas de pradera o en la esquina de la habitación de una casa cualquiera.

Hay especies diurnas y nocturnas, grandes y diminutas, que viven solas o en sociedad, que bailan para conquistar a su pareja o esperan a terminar la cópula para canibalizarla.
El mundo al que pertenecen (los arácnidos) es un mundo extremo, radical, apasionado, un mundo de canibalismo, de muerte, de luchas", dice la aracnóloga Anita Aisenberg en el documental

Además de la calidad audiovisual y rigurosidad de sus contenidos, este es otro de los puntos en común con los documentales que se exhiben en canales como Animal Planet o Discovery Channel: la constante presencia de cópulas. El comportamiento sexual de los arácnidos es de los temas más estudiados en Uruguay y el mundo por los aracnólogos, ya que se dan situaciones únicas en todo el reino animal.

Como dice la investigadora Anita Aisenberg en el documental: “El mundo al que pertenecen (los arácnidos) es un mundo extremo, radical, apasionado, un mundo de canibalismo, de muerte, de luchas. Y, entonces, al estudiarlos ingresamos en una aventura donde uno sabe desde dónde parte, pero nunca a dónde va a llegar, un mundo donde todo es posible”.

De hecho, el mayor mérito de Arácnidos del Uruguay es transmitir este dramatismo a través de las pequeñas historias que se suceden. El mejor ejemplo es cuando se relata el caso en 2007 de un suizo que fue detenido por intentar traficar más de 200 arañas pollito para venderlas en Europa, donde valen más de US$ 500 cada una. Las imágenes de esas enormes criaturas peludas que tanto pavor pueden provocar al encontrarlas en el campo, se convierte en compasión al verlas indefensas muriendo deshidratadas y aplastadas unas arriba de las otras en diminutas bolsas de plástico.

Esta empatía que se va gestando al ver el documental es algo que experimentó el propio Casacuberta, quien durante 6 meses dio de comer (“abejas, mariposas y otros bichos”) y de beber (con dispersor) a una araña que eligió su casa como hogar. Fue su “mascotita”, dice. A cambio, ella se convirtió en una de las protagonistas de Arácnidos del Uruguay.




Para ver el documental




Fecha. Sábado 6 y domingo 7 a las 14.30 horas.

Lugar. Cine Universitario (Canelones 1280).

Precio. Gratis para los socios y $ 100 para el resto.


Comentarios