El botón de "Inicio" regresa a Windows

Los usuarios del sistema operativo de Microsoft nunca se acostumbraron a la ausencia de su tradicional acceso al menú y, en la versión Windows 8.1, la compañía lo vuelve a incluir
El fin de la desesperante e inútil búsqueda terminó. Aquellos que han tenido en sus manos una computadora o tabelta con Windows 8 saben que lleva varios minutos darse cuenta que el famoso botón de "Inicio", aquel que durante dos décadas ha estado abajo a la izquierda de la pantalla concentrando todo el menú de información, ya no existía. Pues ahora volverá.

Microsoft va a recuperar el botón de "Inicio" de Windows al ofrecer una versión simplificada como parte de una serie de mejoras que apuntan a atraer usuarios de tabletas y apaciguar los clientes de computadoras alienados por Windows 8.

La compañía de software más grande del mundo busca revitalizar las ventas de su última versión de Windows, que no ha tenido el efecto que se esperaba entre los usuarios de computadoras. Ejecutivos dicen que el plan ahora es actualizar Windows periódicamente y no esperar tres años o un tiempo similar para realizar grandes lanzamientos.

Windows 8.1


Windows 8 fue diseñado para ser utilizado tanto en tabletas de pantalla táctil como en computadoras tradicionales. Pero mientras los usuarios de pantalla táctil tienden a preferir una interfaz de "baldosas", muchos usuarios de mouse y teclado se han quejado de que el nuevo diseño es confuso.
El trabajo que nos ven hacer aquí es continuar avanzando la interfaz moderna, al tiempo que tenemos en cuenta algunas de las cosas que hemos aprendido de la gente que todavía quiere usar la computadora de escritorio para hacer más fácil la transición", dijo Antoine Leblond, vicepresidente corporativo de la unidad Windows

Confirmando la especulación, Microsoft dijo que la actualización Windows 8.1 tendrá un botón en la esquina izquierda baja de la pantalla que actúa al igual que el "Inicio" de las versiones previas de Windows. Aunque no llevará el nombre de "Inicio", posee el logo de Windows (como sucede en las últimas versiones del sistema operativo) y brinda al usuario un acceso directo a una serie de aplicaciones.

"El trabajo que nos ven hacer aquí es continuar avanzando la interfaz moderna, al tiempo que tenemos en cuenta algunas de las cosas que hemos aprendido de la gente que todavía quiere usar la computadora de escritorio para hacer más fácil la transición", dijo Antoine Leblond, vicepresidente corporativo de la unidad Windows, en un comunicado la semana pasada.

Una revolución a medias


Aunque Microsoft ha vendido más de 100 millones de licencias de Windows 8 desde octubre, ampliamente en línea con lo sucedido con Windows 7 hace tres años, la empresa debe afrontar una menguante base de usuarios de computadoras y su incapacidad para imponer su marca en el mercado de tabletas.

Los envíos de computadoras tradicionales, que son la medida más confiable de la popularidad de Windows, caerían casi un 8% este año. En tanto, la nueva Surface de Microsoft ha obtenido menos del 2% del mercado de tabletas.

Populares de la sección

Comentarios