Descubren probable antepasado del hombre de Flores

Vivieron hace 700.000 años

Unos pequeños homínidos que vivieron hace 700.000 años eran probablemente los antepasados del misterioso hombre de Flores, anunciaron antropólogos tras hallazgos en esa isla de Indonesia.

Dos estudios publicados el miércoles en la revista británica Nature ponen fin a más de una década de controversias acerca del origen del hombre de Flores, apodado el "hobbit" a causa de su pequeña estatura.

"Estos extraños homínidos ya estaban presentes en la isla hace 700.000 años", explicó a la AFP Yusuke Kaifu, del Museo Nacional de la Naturaleza y de las ciencias del Ibaraki en Japón. "Estaba asombrado cuando vi a estos nuevos fósiles", agregó.

El hombre de Flores, que vivió hace unos 50.000 años, fue descubierto en septiembre de 2003 en la gruta de Liang Bua de esa isla indonesia.

De una estatura de un metro y 25kg de peso, tenían la cabeza anormalmente pequeña con relación al cuerpo, con un cerebro del tamaño del de un chimpancé. Ello les valió el apodo de "hobbits", como los pequeños personajes de "El señor de los anillos" de Tolkien.

Desde entonces, los científicos intentaban explicar de dónde provenían estos pequeños seres, la razón de su baja estatura y de su presencia en la isla.

Para algunos antropólogos, el hombre de Flores sería un descendiente de pequeños Homo habilis o de australopitecos llegados de África.

Según otros, sería un Homo erectus que se fue achicando para adaptarse a la escasez de recursos.

El miércoles, Yusuke Kaifu y su equipo anunciaron en Nature el descubrimiento en 2014 de nueveos fósiles en la isla.

Fin de una polémica

El tesoro antropológico, descubierto en el sitio de Mata Menge a 100 kilómetros de la gruta de Liang Bua, donde se hallaron los famosos "hobbits", comprende un fragmento de mandíbula y seis dientes.

Puede considerársele como un tesoro porque porque el fragmento de mandíbula proviene de una mandíbula más pequeña que la mandíbula más chica del hombre de Flores.

Las osamentas fueron fechadas por Adam Brumm de la Universidad de Wollongong en Australia en unos 700.000 años, según otro estudio que también publica Nature este miércoles.

"Lo que encontramos fue una gran sorpresa", dijo Adam Brumm a la AFP. "Y da a pensar que el Homo floresiensis es una especie sumamente antigua, que adquirió muy temprano su talla pequeña, tal vez poco después de llegar a la isla, hace cerca de un millón de años".

El descubrimiento desacredita una de las hipótesis avanzadas hasta ahora por ciertos investigadores de que si el homínido estaba presente desde hace 700.000 años, no podía ser un Homo sapiens, que apareció mucho más tarde en la Tierra.

Y el descubrimiento puso fin a la polémica: el hombre de Flores no era un sapiens enfermo, con microcefalia o trisómico.


Fuente: AFP