De qué vivirá Nokia sin los celulares

Cuando la icónica división de teléfonos pase a estar en manos de Microsoft, la empresa finlandesa cambiará la orientación de su negocio
Nokia pronosticó el martes un futuro más rentable para su unidad de equipos de redes y software Nokia Siemens Networks (NSN), aumentando la esperanza para el crecimiento en lo que será el negocio principal de la empresa finlandesa luego de que su división insignia de teléfonos sea vendida a Microsoft en el nuevo año.

Los resultados del tercer trimestre mostraron además un crecimiento lento pero sostenido en las ventas de su teléfono inteligente Lumia, aunque analistas dijeron que a Microsoft le será difícil abrirse paso en el competitivo mercados de artefactos de consumo con el acuerdo con Nokia, que se cerrará en algún momento del primer trimestre.

Las ventas de Lumia saltaron un 19% entre trimestres a 8,8 millones de unidades, gracias al lanzamiento de más modelos y a lo que la empresa dijo era una fuerte demanda, en particular para el Lumia 520, mientras que las ventas de teléfonos básicos crecieron un 4% desde el trimestre previo a 55,8 millones de unidades.

Sin embargo, el margen de operaciones de la división de teléfonos fue de -1,6% en el último trimestre.

Las acciones de Nokia subieron un 6% a un máximo del año de 5,35 euros luego de que la empresa pronosticó que el margen de ganancia de NSN mejoraría en el cuarto trimestre a alrededor de un 12%o, más o menos 4 puntos porcentuales, desde el 8,4% del tercer trimestre y del 9,3% del año previo, gracias a su programa de recorte de costos.

Sin contar el negocio que venderá a Microsoft, Nokia dijo que el margen operativo subyacente del grupo en el tercer trimestre habría sido de un 11,5%, 7,7 puntos porcentuales más que el margen subyacente real.

La ganancia operativa de NSN en el tercer trimestre bajó un 33% respecto al año previo a 218 millones de euros (US$ 301 millones), con una baja de un 24% en las ventas a 5.200 millones de euros, y bajo el pronóstico de ganancias promedio de 228 millones de euros estimado en un sondeo de Reuters.

No obstante, Nokia dijo que espera que las ventas de NSN muestren un crecimiento sólido en los últimos tres meses del año tras el que ha sido un tercer trimestre estacionalmente débil.

Optimismo finlandés


Mika Heikkila, gerente de fondos de la empresa de gestión de activos Taaleritehdas, dijo que los inversores esperaban peores resultados tras la publicación la semana pasada de las débiles cifras de Ericsson.

"Creo que este reporte calmará las cosas. Entrega más información sobre el modo en el que seguirán adelante, muestra que Nokia está regresando", dijo Heikkila.

NSN representará un 90% de las ventas del grupo cuando Microsoft complete la adquisición del negocio de teléfonos.

La división vende un rango de equipos de banda ancha móvil, software y servicios a operadores de redes y en el último año se ha transformado, de ser una empresa poco rentable en una fuente de liquidez.

Comentarios