¿Cuántas muertes se han contabilizado en la exploración espacial?

Un video repasa las bajas entre seres humanos y animales

El canal de YouTube Second Thought realizó un video en el que repasa las muertes sufridas en la exploración espacial. Por ejemplo, 12 monos han perecido en distintas misiones, ya sea durante el viaje o el aterrizaje. Uno de ellos fue Albert II, el segundo mono que se envió al espacio y que murió en el impacto del cohete en su regreso a la Tierra.

El rango de mortalidad de los perros astronautas ronda el 20%. Laika es el caso más conocido. Viajó en el Sputnik 2 sin plan de supervivencia. Más suerte corrieron sus coelgas Tsygan y Dezik, en 1951. Ambos sobrevivieron al vuelo.

Lo mismo ha sucedido con ratones, gatos, tortugas, conejos y ranas.

El primer viaje espacial con animales ocurrió en 1947 con moscas de la fruta a bordo del V-2. Estas solo tenían la compañía de unas semillas de maíz. ¿Su misión? Conocer los efectos de la radiación a una altitud elevada.

¿Y seres humanos? El video contabiliza hasta 18 muertes durante las misiones espaciales, con excepción de los tres fallecimientos que ocurrieron en el Apollo 1 durante una prueba. Los accidentes más catastróficos fueron la explosión del transbordador Challenger en 1986 y del Columbia en 2003. En cada caso murieron siete personas.

La primera muerte producida en un accidente en vuelo fue la de Vladimir Mijáilovich, único tripulante de la Soyuz 1, en 1967. La nave sufrió un fallo en el paracaídas en su regreso a la Tierra.