¿Cuáles serán las principales amenazas en 2016?

Durante el año que viene aumentarán los ataques informáticos

Publicado por Expansión

El año que viene aumentarán los ataques informáticos, sobre todo en móviles, aunque también aparecerán nuevas amenazas a medida que sigan aumentando los pagos online, los wearables y los sistemas inteligentes en automóviles.

Las principales empresas de seguridad informática han anunciado sus predicciones sobre los posibles ataques a los que tendremos qu enfrentarnos en Internet durante el año siguiente.

Panda Security afirma que el próximo año vendrá cargado de amenazas a las que tanto usuarios particulares como pymes y grandes empresas tendrán que prestar una especial atención. De hecho, el número de amenazas aumentará incluso más que en 2015, cuando se han registrado 230.000 nuevas muestras de malware al día.

Por su parte, Intel Security destaca en su informe 'McAfee Labs Threat Predictions Report' que el hecho de que el número y variedad de dispositivos se multipliquen a una velocidad vertiginosa aumenta también la superficie de ataque y genera nuevas vulnerabilidades que pueden ser aprovechadas por los cibercriminales y de las que los usuarios pueden no ser demasiado conscientes.

El móvil y javascript, las principales puertas al malware

Panda prevé en 2016 un aumento de infecciones a través de JavaScript, así como la popularización del uso por parte de ciberdelincuentes de Powershell, una herramienta incluida en Windows 10 y que permite ejecutar scripts con todo tipo de funcionalidades, lo que es aprovechado para atacar a los usuarios.

En cuanto a los ataques a través del móvil, tanto Intel como Panda aseguran que seguirán en aumento durante el 2016. "Aunque los ataques a Android son una constante en los últimos años, la novedad en 2016 será la forma de infectar el móvil. Veremos cómo cada vez aparecen más amenazas que rootean el dispositivo, de tal forma que eliminarlo será una tarea casi imposible para los antivirus, salvo aquellos que vengan instalados de fábrica", según Luis Corrons, Director Técnico de PandaLabs.

Ataques a los sistemas de pago

Desde Intel, alertan de los nuevos métodos que los delincuentes están empleando a la hora de robar en los procesos de pago. Ahora se buscan los nombres de usuario y contraseñas, que se han convertido en una información muy valiosa. Para hacerse con las credenciales, los cibercriminales se están dirigiendo directamente a los consumidores, ya que son el eslabón más débil del sistema de pago y durante 2016 aprovecharán mecanismos tradicionales como ataques de phishing o registradores de pulsaciones, pero también surgirán nuevos métodos.

Según Panda, las plataformas de pago en el móvil se convertirán en punto de mira de los ciberdelincuentes.

"Si alguna de las plataformas se impone claramente sobre el resto, será la principal candidata a ser analizada por los atacantes para descubrir debilidades en el sistema que permitan su abuso", continúa Luis Corrons.

Wearables

El boom que se ha producido en los últimos años con Internet de las Cosas (IoT) gracias a la apuesta de las tecnológicas por las televisiones inteligentes, las casas conectadas e incluso los wearables, genera un amplio mercado de datos que atrae a los ciberdelincuentes.Según ABI Research en 2019 habrá en torno a 780 millones de dispositivos wearable en el mundo, un horizonte claro para nuevos ataques.

Según Intel, aunque entrar en uno de estos dispositivos no ofrece un valor inmediato para un hacker, el valor principal reside en su conexión con un smartphone. "Esperamos que en el próximo año o 18 meses empecemos a ver aplicaciones de control para dispositivos wearables comprometidas, de forma que ofrezca información muy útil para ataques de phishing. Pensemos, por ejemplo, en los datos GPS recogidos por una aplicación de running ligada a un dispositivo de fitness de un usuario que se para en una cafetería después de correr".

Conducción inteligente

Los ataques a los sistemas de automóviles crecerán en 2016 gracias al incremento en hardware para automóviles conectados creado sin unos principios de seguridad fundamentales, afirma Intel.

Según el informe "The Connected-Car Report" de Business Insider en 2020 habrá 220 millones de coches conectados en las carreteras. Intel apuesta porque en 2016 los investigadores descubrirán nuevas vulnerabilidades en los sistemas de automóviles. Algunas de ellas afectarán a la seguridad de las carreteras, mientras que otras se dirigirán a invadir la privacidad de los conductores monitorizando su localización o escuchando sus conversaciones a través del micrófono del coche o incluso grabando vídeos con las cámaras integradas.