Confesiones en forma de dibujos infantiles

Una nueva tendencia hace furor en YouTube: contar la vida personal, especialmente las experiencias más dramáticas y traumáticas sufridas, con ilustraciones. Mirá los 10 mejores videos


Desde hace unos meses, los videos Draw my life ("Dibuja mi vida") inundan YouTube: jóvenes cuentan su vida en garabatos infantiles, revelando muchas veces una niñez y adolescencia desgraciada.

Este fenómeno de contar tu vida íntima mediante dibujos explotó desde abril en internet, tanto en Estados Unidos como en España, Alemania y Gran Bretaña.

En Francia,  Draw my life se popularizó durante este verano boreal, y acaba de alcanzar un máximo de popularidad en YouTube France, indicó el sitio Google Tendencias.

Draw my life registra más de 50% de búsquedas en YouTube mundial, donde ya circulan más de 2,8 millones de videos.

La expansión de la moda


La moda de relatar su vida mediante dibujos fue lanzada en enero pasado por Sam Pepper, un joven Youtuber (autor de vídeos colocados en YouTube) británico, que decidió contar episodios de su infancia y adolescencia por medio de dibujos.

Rápidamente fue imitado por youtubers famosos, como los humoristas estadounidenses Shane Dawson y Anthony Padilla (miembro del dúo Smosh, n°2 mundial en YouTube) y el sueco PewDiePie (n°1).

El estilo de Draw my life, donde las biografías están resumidas en trazos muy sencillos, crea una complicidad con el internauta, que se identifica con el autor del vídeo.

Sólo se necesita un marcador, algunas hojas de papel o una pizarra para contar su vida, en voz off, en un vídeo de unos cinco a 20 minutos.

La única imagen viva es la mano del autor que dibuja sus garabatos y figuras de palo, para resumir los eventos más importantes de su vida.

El tono es siempre neutro, frecuentemente irónico, pero muchas de las confesiones son bastante dramáticas, evocando una infancia y adolescencia desgraciada.

Muchos cuentan el divorcio de sus padres o momentos tristes, difíciles de su adolescencia. Algunos agregan lágrimas, sollozos.

Para muchos de estos youtubers, cuyas edades oscilan entre 17 a 25 años, es como si el canal YouTube, que vieron nacer en 2005, les cambió la vida, al permitirles un desahogo. Hallan en internet una manera de expresar su malestar, quizá incluso un remedio a sus males.

Historias personales


El humorista Shane Dawson, de 25 años, dibuja a su padre violento y expresa en garabatos cómo sus problemas de sobrepeso volvieron difícil su infancia y adolescencia.

Anthony Padilla, también de 25 años, describe su extrema timidez y sus ataques de pánico. Y Ryan Higa (pseudónimo NigaHiga), de 23 años, confiesa que su obesidad infantil le impidió tener amigos en su niñez, e hizo que su autoestima cayera por los suelos.

Y Pew DiePie, un famoso videojugador de 23 años, narró su niñez llena de tristezas en un vídeo en Youtube. Su biografía en dibujos ha sido vista nueve millones de veces, hasta ahora.

"Como se sabe todo de ellos, de su infancia, su casa, su familia, sus amigos, es fácil identificarse con ellos. Nos hablan directamente, tengo la impresión que son mis amigos", resume Ofelia, de 15 años.

Los  Draw my life terminan frecuentemente con un mensaje de esperanza, afirmando que "es posible salir adelante", y que "no hay que desalentarse".

Populares de la sección

Comentarios