Black Mirror: de la ficción a la realidad

La serie de ciencia ficción de Netflix presentó algunos conceptos tecnológicos que, lejos de ser disparatados, están más cerca de lo que creíamos posible

Lentes que todo lo graban

¿Cómo sería si pudiera grabar cada momento de sus vidas con sus propios ojos para luego volver a ver esos recuerdos cuando quisiera? Los lentes Spectacles creados por Snap se aproximan bastante a este concepto. Con ellos puede capturar hasta 30 segundos de video que reflejan lo que está viendo en el momento.

spectacles.jpeg

Su personalidad en un bot

El episodio Be Right Back presenta una tecnología capaz de "traer a alguien muerto a la vida", utilizando fotos, videos y publicaciones de redes sociales para recrear su esencia. Aunque todavía está en desarrollo, la empresa Eternime creó un software que le permitirá cargar toda su historia de vida personal para crear una versión virtual de uno mismo.

eternime.jpg

Calificar personas

En el primer episodio de la tercera temporada, la sociedad usa un sistema para calificar individuos similar al mecanismo con el que se valoran servicios como Uber o el Me Gusta de redes sociales. La app Peeple funciona de forma similar, permitiendo a sus usuarios calificar a las personas con las que interactúa en su vida diaria.

peeple.jpg

Visión alterada por realidad aumentada

En el episodio Men Against Fire, la serie plantea una tecnología que cambia lo que los soldados ven y oyen, transformando los rostros de los "enemigos" en monstruos. La realidad aumentada ya existe y la podemos ver en aplicaciones como los filtros de Snapchat.

filtro de snapchat

Gane dinero con sus acciones

La app Pact parece salida del episodio Fifteen Million Merits. En ese mundo, la gente realiza acciones que generan la moneda llamada "méritos". Los usuarios de Pact depositan dinero real y quienes llevan una vida saludable ganan dinero de aquellos que no lo hacen.

pact.png

Abejas robóticas

El final de la tercera temporada presenta un ataque masivo de insectos robóticos utilizados para polinizar las flores luego de la extinción de las abejas. A causa de la creciente desaparición de estos insectos, Japón está experimentando con pequeños drones que funcionan con este fin.

abeja dron