Arranca la construcción de Hyperloop

El primer tramo ya cuenta con los permisos para iniciar su construcción y se abrirá al público en 2018

Publicado por Expansión

Es uno de los proyectos más fascinantes del momento, y pese a su sabor futurista, está más cerca de lo que pensamos. El primer tramo de este tren supersónico cuenta ya con los permisos para iniciar su construcción, y se abrirá al público en 2018.

"No es ciencia-ficción. Es un proyecto factible y sostenible", decía Dirk Ahlborn, CEO de Hyperloop, en una reciente entrevista con EXPANSIÓN. Hyperloop es un tren supersónico, capaz de alcanzar los 1.300 kilómetros por hora y alimentado por energía solar.

Por la alta velocidad que alcanza, es fácil imaginar su aplicación en viajes de larga distancia. Pero desde Hyperloop Transportation Technologies, la empresa que hay detrás de esta iniciativa, miran también al transporte urbano. Sobre todo, en países en desarrollo, donde el problema de la contaminación es mayor.

El primero de los tramos del Hyperloop estará ubicado en Quay Valley (California, EEUU). Tendrá 8 kilómetros de largo y se espera que la inversión ascienda a 150 millones de dólares, recuperables en un plazo de ocho años. "La inversión máxima estimada es de 20 millones de dólares por milla (1,6 kilómetros)", dijo Alhborn en la entrevista con este periódico.

El primer paso ya está dado: hace escasos días, la compañía recibió el permiso del condado de Kings para iniciar las obras. La preparación del terreno dará comienzo "en las próximas semanas" y se espera que la construcción arranque a finales del segundo trimestre del año. Así lo ha indicado Hyperloop Transportation Technologies en un comunicado, en el que también asegura que este tren magnético solar estará listo para abrirse al público 2018.

En otras palabras, los tiempos previstos se están cumpliendo, al menos por ahora.

La preparación del terreno incluye una investigación geotécnica para determinar dónde deberían colocarse los pilones. También se tomarán muestras del suelo, y a continuación de procederá a un mapeo exhaustivo del entorno, para lo que se ayudarán de drones.

Hyperloop es una empresa de innovación, no de infraestructuras. Por eso, de aquí a finales de junio prevén cerrar alianzas con otras compañías del sector.

El comunicado no incluye ninguna mención a una potencial futura salida a Bolsa, que ayudara a recaudar los fondos para hacer realidad la que podría ser una de las grandes disrupciones en el sector del transporte.