"Al planear un juego que saldrá en 2018 tienes que pensar en la tecnología de ese año"

Jaime Giné fue vicepresidente de desarrollo de EA y es un apasionado de los videojuegos

Jaime Giné es un apasionado de los videojuegos. Recuerda con cariño especialmente a Mass Effect, porque jugaba con el joystick en las manos mientras acunaba a su hija recién nacida con sus brazos. "Yo no sé si esto le pasa a todos, pero a los que nos gustan los videojuegos solemos tener épocas de nuestras vidas definidas por un videojuego, te acuerdas de lo que estabas haciendo", explicó.

Tal vez fue esta pasión la que lo llevó a ascender hasta convertirse en vicepresidente de desarrollo de Electronic Arts (EA), el estudio responsable de franquicias de videojuegos mundialmente famosas, como el Fifa y los Sims. Giné integró EA por 15 años y abandonó la empresa dos semanas antes del lanzamiento del último estreno de la desarrolladora, el Star Wars Battlefront el pasado 17 de noviembre. "Acabo de cumplir 50 años. Yo viví en directo Star Wars, fue lo que me abrió la mente a lo que es el cine de ciencia ficción. El momento en que me enteré de que íbamos a tener el privilegio de poder trabajar con la franquicia fue uno de los más emocionantes para mí a nivel personal", recordó Giné. Pero a nivel profesional, el exintegrante de una de las empresas más importantes de la industria reconoció que trabajar con Star Wars fue una responsabilidad descomunal, por las "decenas de millones de personas que están esperando no lo mejor de ti, sino lo siguiente".

Los títulos que EA tiene en su haber podrían hacer volver en el tiempo a jugadores no tan empedernidos. Además de los antes mencionados, la desarrolladora también fue responsable de los juegos Sim City, de la saga de Harry Potter y de Need For Speed, además de otros. Con tantas franquicias reconocidas bajo su responsabilidad, es difícil no preguntarse cómo hace una empresa para crear juegos icónicos y mantener su popularidad en el tiempo. "Creo que la clave número uno es la pasión por los juegos", subraya Giné, "la gente de Maxis, cuando hace los Sims no está trabajando, está haciendo aquello con lo que soñaban hacer desde que eran pequeñitos".

Innovar, innovar, innovar

La industria de los videojuegos es una que depende directamente del avance tecnológico. Esto es lo que ha llevado a grandes mejoras, como el diseño de personajes y ambientes más realistas, o la animación más fluida, nuevas mecánicas y mejores gráficos. Pero un cambio menos evidente es aquel al que ha tenido que adaptarse la gente que se encuentra detrás del telón. "Desde el advenimiento de la era digital, hacer un videojuego es un esfuerzo enorme", dijo Giné, quien explicó que el desarrollo de uno lleva tres o cuatro años (a veces más) y decenas de millones de dólares. "Antes el trabajo acababa ahí, se hacía una fiesta enorme y se pasaba al siguiente videojuego. Hoy en día no es así, el equipo continúa haciendo el videojuego, continúa escuchando a la comunidad, intentando mejorar algo que nos parece que ya está bueno, pero que con el feedback de la comunidad se le puede dar el toquecito mágico".

Jaime Giné

Otro de estos cambios poco evidentes es la necesidad de innovar por adelantado. El avance en las capacidades de la tecnología es tan rápido que hoy es casi imposible darse una idea de qué capacidades tendrá dentro de tres o cuatro años. "La innovación es esencial para la supervivencia. Siempre tienes que saber qué es lo que se va a poder hacer dentro de dos o tres años, porque cuando planeas un juego ahora que saldrá en 2018 tienes que estar pensando en la tecnología de ese año", agregó Giné.

Sobre esto, el lado fanático de Giné expresó: "Afortunadamente el medio que nos ocupa, el entretenimiento interactivo, es brutal, es increíble. Si me lo permites, y con todo el respeto, es mejor que las pelis, es mejor que los libros, porque cada día tienes más herramientas para contar historias, cada día puedes implicar más al jugador. No solo eso, sino que, hoy en día, esa creación ya ha dejado de ser tuya y empieza a ser parte de la comunidad, que la hace cada vez más rica, más potente, más real".

Giné opina que los clásicos de los videojuegos nunca mueren porque existe muchísima gente apasionada que quiere mantenerlos vivos, pero que para mantenerse deben adaptarse a las nuevas tendencias. "Yo creo que el móvil es un rompe paradigmas tremendo", señaló, "nos da una herramienta para jugar y los entornos en los que jugamos son completamente diferentes a los que teníamos hace cinco o seis años".

La realidad virtual es otra de las plataformas que asombran a Giné, porque es la que permite llegar al extremo de estar inmerso en la narrativa, "y que el mundo responda no solo a lo que hacen tus dedos, sino a lo que hace tu cuerpo entero, la expresión de tu cara, tu mirada".

Hacer temblar a la industria

Giné considera que Los Sims es uno de los juegos de EA que más barreras rompió, por ser uno de los primeros que realmente incorporó a la mujer en el mundo de los videojuegos. "Si preguntas a gran parte de las desarrolladoras, hay una parte de la generación de mujeres que ahora está creando nuevos mundos que fueron inspiradas de pequeñitas por Los Sims". Giné considera que esta batalla, la de involucrar todavía más a la mujer en este mundo, no está ganada, pero confía en que se podrá lograr. "Muchísimos de nosotros estamos absolutamente convencidos de que los videojuegos tienen que ser inclusivos y no exclusivos, que cuantos más seamos mejores y más fuertes seremos".

Gamelab

A pesar de haber integrado una empresa en la que se cocinan superproducciones, Giné es un gran partidario de darles impulso a los desarrolladores independientes. A ellos les recomienda escuchar todo lo que les digan, aprender del largo proceso que es hacer un videojuego, trabajar duro y fracasar, caer y levantarse, pero luego hacer "lo que les dé la gana". "Las posibilidades de éxito no son muy grandes en cualquier caso. Mejor pasárselo bien y hacer algo que se quiera hacer. Crear videojuegos siempre es maravilloso porque haces feliz a la gente, pero el primero que debe ser feliz eres tú".

Sobre el Gamelab, Giné dijo que es una iniciativa maravillosa: "Voy a estar manteniendo la atención sobre Montevideo para ver si esta semilla explota. Para mí es un absoluto placer poner mi granito de arena para que los desarrolladores se atrevan a disrumpir en el mundo y amenazar a los Electronic Arts".


Populares de la sección

Acerca del autor